LA CURACIÓN DESDE LA PERSPECTIVA DE EDWARD BACH. (IV)

Obras completas del Doctor Edward Bach.


CÚRESE USTED MISMO

(Publicado por C.W.Daniel Co., 1931)

Una explicación de la causa real y de la curación de la enfermedad

Capítulo cuatro:

“De este modo vemos que no hay nada accidental en la enfermedad, ni en su tipo ni en la parte del cuerpo que es afectada; tal como otros resultados de la energía siguen la ley de causa y efecto. Algunas enfermedades pueden ser causadas por medios físicos directos, como aquéllas asociadas con ciertos venenos, accidentes y heridas, y grandes excesos; pero la enfermedad, en general, es debida a algunos errores básicos en nuestra constitución, como en los ejemplos ya citados.

Y así, una curación final y completa exige, no sólo el empleo de medios físicos, eligiendo siempre los mejores métodos que se conozcan en el arte de la curación, sino también el esfuerzo de eliminar cualquier defecto de nuestra naturaleza; porque en definitiva la curación viene del interior, del alma en sí, que con su benevolencia irradia armonía a través de la personalidad, cuando se le permite hacerlo.

Dado que hay una raíz principal en toda enfermedad, a saber egoísmo, también hay un método seguro y principal de aliviar todo sufrimiento: la conversión del egoísmo en dedicación a los demás. Con sólo desarrollar suficientemente la cualidad de olvidarnos de nosotros mismos en el amor y cuidado de los que nos rodean, disfrutando de la gloriosa aventura de adquirir conocimiento y ayudar a los demás, nuestros males y dolencias personales pronto llegará a su fin. Es la gran aspiración final: la pérdida de nuestros propios intereses en servicio  de la humanidad. No importa en qué estación de la vida nos haya colocado  nuestra divinidad. Ya tengamos un negocio o una profesión, ricos o pobres, monarcas o mendigos, a todos nos es posible llevar a cabo la tarea  en nuestras respectivas vocaciones y,  no obstante, llegar a ser verdaderas bendiciones para aquellos que nos rodean, comunicándoles el divino amor fraternal.

Pero la gran mayoría de nosotros tenemos mucho camino por recorrer antes de alcanzar este estado de perfección, aunque sorprende cuán rápidamente puede avanzar cualquier individuo si se esfuerza seriamente, probando así que no se confía de su pobre personalidad, sino que tiene fe implícita, que por el ejemplo y las enseñanzas de los grandes maestros del mundo es capaz de unirse con su propia alma, con la divinidad interior, y así todas las cosas son posibles. En muchos de nosotros hay uno o más defectos adversos que impiden particularmente nuestro avance, y es ese defecto, o defectos, los que debemos especialmente descubrir en nosotros, y mientras, trabajamos por desarrollar y extender el lado amoroso de nuestra naturaleza hacia el mundo, esforzándonos al mismo tiempo por borrar cualquier defecto en particular, llenando nuestra propia naturaleza con la virtud opuesta.

Al principio esto puede resultar un poco difícil, pero sólo al principio, pues es sorprendente lo rápido que crece una virtud auténticamente buscada, junto con el conocimiento de que con la ayuda de la divinidad interior, si perseveramos, el fracaso es imposible.

En el desarrollo del amor universal interior debemos aprender a darnos cuenta cada vez más que cada ser humano es hijo del Creador, que tiene en su interior la chispa divina,y que un día, y a su debido tiempo, alcanzará la perfección que todos anhelamos.

Por otra parte, la cuestión de la verdad o el error, del bien y el mal, es puramente relativa. Lo que está bien en la evolución natural del aborigen, estaría mal para el ser más ilustrado de nuestra civilización, y lo que para nosotros puede ser incluso un virtud, puede estar fuera de lugar, y ser incluso malo, en quien ha alcanzado la estapa del discipulado. Lo que nosotros denominamos erróneo o malo es en realidad bueno en otro lugar,  y por tanto algo puramente relativo. Recordemos también que el mismo patrón de idealismo es también relativo.

Por ello  hemos de tener compasión y caridad por los demás porque nos queda por recorrer aún un largo camino para alcanzar el nivel de nuestros hermanos mayores cuya luz brilla a través del mundo en todas las épocas. (…) Cuán infinitamente más deberíamos reconocer nuestra propia fragilidad, humildemente, ante el gran Arquitecto del universo!

Si la crueldad o el odio cierran paso a nuestro progreso, recordemos que el amor es el fundamento de la creación, que en cada alma viviente hay algo bueno,  y que en los mejores de nosotros hay algo malo. Buscando lo bueno en los demás,  incluso en quienes primero nos ofendieron, aprenderemos a desarrrollar, aunque sólo sea un poco de compasión, y la esperanza de que puedan vislumbrar mejor camino; luego aparecerá el deseo de ayudarles a elevarse. La conquista final de todos se hará por medio del amor y la bondad, y cuando hayamos desarrollado suficientemente estas dos cualidades nada será capaz de asaltarnos, ya que estaremos llenos de compasión y no ofreceremos resistencia; pues, una vez más, por la misma ley de causa y efecto, la resistencia es la que nos perjudica.

Nuestro objetivo en la vida es seguir los dictados de nuestro yo superior sin dejarnos desviar por la influencia de los otros y esto sólo puede conseguirse siguiendo amablemente nuestra propia senda, pero al mismo tiempo sin interferir con la personalidad de otro o causar el menor perjuicio por cualquier método de odio o crueldad.

Debemos esforzarnos en aprender el amor por los demás, comenzando quizá con un individuo o incluso un animal, y dejar que este amor se desarrolle y extienda cada vez más, hasta que sus defectos opuestos desaparezcan automáticamente. El amor engendra amor, así como el odio engendra odio.

– La cura del egoísmo se efectúa dirigiendo a los demás el cuidado y la atención que dedicamos a nosotros mismos, aumentando así su bienestar hasta olvidarnos de nosotros mismos en el empeño. (…) no hay forma más segura de curar el egoísmo y los subsiguientes desórdenes que ese método.

– La inestabilidad puede ser erradicada desarrollando la autodeterminación, tomando decisiones y actuando con decisión en lugar de vacilar y dudar. Aunque en principio cometamos errores,  es mejor actuar que dejar perder las oportunidades por falta de decisión. La determinación no tardará en desarrollarse, el miedo a zambullirse en la vida desaparecerá, y las experiencias guiarán nuestra mente a efectuar juicios mejores.

– Para erradicar la ignorancia no debemos temer las experiencias, sino actuar con la mente despierta y los ojos y los oídos bien abiertos para captar toda partícula de conocimiento que se pueda obtener. Al mismo tiempo, debemos mantenernos flexibles de pensamiento para evitar que las ideas preconcebidas y los prejuicios formados nos priven de la oportunidad de obtener un conocimiento más amplio y más fresco. Debemos estar siempre dispuestos a expandir la mente y rechazar cualquier idea, por firmemente arraigada que esté, si una amplia experiencia nos muestra una verdad mejor.

– Al igual que el orgullo, la codicia es un gran obstáculo al progreso, y éstos deben ser eliminados sin contemplaciones. Los resultados de la codicia son bastante graves, porque conducen a interferir en el desarrollo anímico de nuestros semejantes. Debemos darnos cuenta de que cada ser está aquí para desarrollar su propia evolución de acuerdo a los dictados de su  alma, y sólo de su alma, y de que ninguno de nosotros debe hacer nada, salvo alentar a nuestro hermano en ese desarrollo. Debemos ayudarle a tener esperanza y, si está a nuestro alcance, aumentar su conocimiento y sus oportunidades de progreso en este mundo.

Así también nos gustaría que los otros nos ayudaran a ascender por el dificultuso y empinado sendero de montaña que es la vida,  así del mismo modo debemos estar siempre listos para tender una mano solidaria y brindar la experiencia de nuestros amplios conocimientos a un hermano más débil o más joven. Deberá ser una actitud similar a la del padre con el hijo, al maestro con el hombre, o del camarada al camarada, dando cuidados, amor y protección en la medida que se necesiten y sean beneficiosos, sin interferir nunca con la evolución natural de la personalidad, que sólo debe ser dictada por el alma.

Muchos de nosotros cuando éramos niños y en las primeras etapas de la vida, estábamos mucho más cerca de nuestra alma de lo que estamos años después, y tenemos entonces ideas más claras de nuestra función en la vida, de los esfuerzos que se esperan que hagamos y del carácter que debemos desarrollar. La razón para esto es que el materialismo y las circunstancias de nuestra época, y las personalidades con las que nos asociemos, nos alejan de la voz de nuestro ser superior y nos atan firmemente a los lugares comunes con su falta de ideales, todo lo cuál es evidente en esta civilización. Dejemos que los padres, el maestro, y los camaradas se afanen siempre por alentar el crecimiento del ser superior en aquellos sobre los cuales recaen el maravilloso privilegio y la oportunidad de ejercer su influencia, pero exijámosles que dejen en libertad a los demás, igual que ellos esperan recibir también esa libertad.

Así, de forma similar, busquemos los defectos de nuestra propia constitución y eliminémoslos desarrollando la virtud opuesta, suprimiendo así de nuestra naturaleza la causa del conflicto entre el alma y la personalidad, que es la primera causa básica  de la enfermedad. Esta acción, por si misma, si el paciente tiene confianza y fortaleza, brindará alivio, salud y alegría.

Tenemos que aprender a desarrollar nuestra individualidad de acuerdo a los dictados de nuestra alma sin temer a ningún ser humano y sin que nadie interfiera o nos disuada de desarrollar nuestra evolución, ni del cumplimiento de nuestras obligaciones y de suministrar ayuda a nuestros semejantes. Cuanto más avancemos, más grandes serán las bendiciones para todos aquellos que nos rodeen.

Tenemos que cuidarnos especialmente en nuestra ayuda a los demás, quienes quiera que éstos sean, de esar seguros de que el deseo de ayudarles procede de los dictados de nuestro ser interior y no de un falso sentido del deber impuesto por sugestión o por la influencia de una personalidad dominante.

Una de las tragedias que resultan de los convencionalismos modernos es de este tipo, y es imposible calcular las miles de vidas obstruidas, las muchas oportunidades  perdidas, la penas y el sufrimiento causados (…).  Pensemos en tantos hombres y mujeres a los que se ha impedido quizá hacer una gran obra en pro de la humanidad porque su personalidad fue atrapada por la influencia de un individuo del que no tuvieron valor de desapegarse; los niños que, desde edad muy temprana, sienten la llamada de una vocación y, sin embargo, por dificultades de las circunstancias, disuasión  de otros y debilidad de propósitos, se adentran en otra rama de la vida, en la que ni se sienten felices ni capaces de desarrollar su evolución como de otro modo podían haber hecho. Son sólo los dictados de nuestra cociencia los que pueden decirnos dónde está nuestro deber, con quién o con quiénes hemos de  servir; pero, en cualquier caso, hemos de obedecer sus mandatos hasta el máximo de nuestras capacidades.

Por último, no tengamos miedo de zambullirnos en la vida; estamos aquí para obtener experiencia y conocimiento, y poco aprenderemos si no enfrentamos las realidades y ponemos nuestro empeño. Esta experiencia puede obtenerse a la vuelta de cada esquina, y las verdades de la naturaleza y la humanidad pueden alcanzar la misma efectividad, o más quizá, en una casa de campo que entre el ruido y las prisas de una ciudad.”

* * *

Queridos Lectores:

Actualmente podemos encontrar flores de Bach fácilmente y en diferentes presentaciones. El hecho de que esté al alcance de todos de manera tan sencilla y accesible  favorece que  lleguen a todo el mundo, lo cual es muy positivo. Del mismo modo, es fácil caer en el error de banalizar unos remedios tan útiles y facilitadores de crecimiento interior,  y de salud.

Deseo que este acercamiento al pensamiento de Edward Bach amplie el horizonte de conocimiento más allá de los frascos y las flores…, y os acerque a la gran riqueza interior que podemos llegar a alcanzar.

Los tan mencionados ” aquí y ahora”, y el “conócete a ti mismo”, tienen sentido cuando están en relación con los demás, cuando nos ayudan a poner conciencia de nuestra libertad para decidir y por tanto, de nuestra huella y responsabilidad en el mundo, nuestro mundo más cercano, cotidiano e inmediato…


<Det tots els Colors>: Elena Lorente Guerrero.

Anuncios

LA CURACIÓN DESDE LA PERSPECTIVA DE EDWARD BACH. (III)

 Obras completas del Doctor Edward Bach.


CÚRESE USTED MISMO

(Publicado por C.W.Daniel Co., 1931)

Una explicación de la causa real y de la curación de la enfermedad


Capítulo tres:

“Lo que conocemos como enfermedad es la etapa terminal de un desorden mucho más profundo, y para asegurarse de un éxito completo en el tratamiento, es evidente que tratando sólo el resultado final éste no será completamente efectivo hasta que la causa básica sea eliminada. Hay un error primario que puede cometer el hombre, y es actuar contra la unidad; esto se origina en el egoísmo. Por eso también podemos decir que no hay más que una aflicción primaria: el malestar o la enfermedad.

Y como una acción contra la unidad puede ser dividida en varios tipos, también puede la enfermedad -el resultado de estas acciones- ser separada en varios grupos principales que corresponden a sus causas. La naturaleza misma de la enfermedad será una guía útil para asistir al descubrimiento del tipo de acción que debe emprenderse contra la divina ley del amor y la unidad.

Si tenemos en  nuestra naturaleza suficiente amor para todas las cosas, sólo podemos no hacer el mal; porque ese amor detendrá nuestra mano en cualquier acción, nuestra mente ante algún pensamiento que pueda herir a los demás. Pero aún no hemos alcanzado ese estado de perfección; si lo hubiéramos hecho, nuestra existencia aquí no tendría sentido. Pero todos nosotros buscamos ese estado y avanzamos hacia él, y aquellos de nosotros que sufren en la mente o el cuerpo están, por estos mismos sufrimientos, siendo conducidos hacia ese estado ideal; y con sólo aprender esta lección, no sólo aceleraríamos nuestro paso hacia esa meta, sino que también nos libraremos de la enfermedad y la angustia.

En cuanto entendemos la lección y el error es eliminado, ya no hay necesidad de la corrección, porque debemos recordar que ese sufrimiento en sí mismo es beneficioso, hasta el punto que nos informa cuando hemos tomado el camino equivocado y acelera nuestra evolución hacia su gloriosa perfección.

Las primeras enfermedades reales del hombre son defectos tales como el orgullo, la crueldad, el odio, el egoísmo, la ignorancia, la inestabilidad y la codicia; y cada uno de éstos, si los consideramos por separado, se verá que son adversos a la unidad. Tales defectos, ya que éstos son la enfermedad real (utilizando la palabra en su sentido moderno), y es la continuidad y la persistencia en esos defectos después de que hayamos alcanzado este estado de desarrollo en la que nos damos cuenta de que son inadecuados, lo que precipita en el cuerpo los resultados perjudiciales que conocemos como enfermedad.

El orgullo se debe, primeramente, a la carencia de reconocimiento de la pequeñez de la personalidad y a su total dependencia del alma, y en no advertir que todos los éxitos que pueda tener no son sino bendiciones otorgadas por la divinidad interior; en segundo lugar, la pérdida de sentido de la proporción, de la insignificancia de uno frente al esquema de la creación. Como el orgulloso rehúsa invariablemente a inclinarse con humildad y resignación ante la voluntad del gran Creador, comete acciones contrarias a esa voluntad.

La crueldad es la negación de la unidad del todo y una equivocación en comprender que cualquier acción adversa a otra es una oposición al todo, y por tanto una acción contra la unidad. Ningún hombre pondría en práctica sus efectos injuriosos contra sus seres cercanos o queridos, y por la ley de la unidad tenemos que crecer hasta que podamos comprender que todos, como parte de una totalidad, han de sernos queridos y cercanos, hasta que incluso quienes nos persiguen hagan surgir en nosotros sentimientos de amor y compasión.

El odio es lo contrario del amor, el reverso de la ley de la creación. Es contrario al esquema divino en su totalidad y una negación del Creador, pues sólo conduce a desarrollar acciones y pensamientos adversos a la unidad y opuestos a los dictados del amor.

 El egoísmo es también la negación de la unidad y de las obligaciones que debemos a nuestros hermanos los  hombres, anteponiendo sus intereses al bien de la humanidad y al cuidado y protección de quienes nos son más cercanos.

La ignorancia es el fracaso del aprendizaje, rehusar a ver la verdad cuando se nos ofrece la oportunidad, y conduce a muchos actos erróneos, como sólo pueden existir en la oscuridad y no son posibles cuando la luz de la verdad y el conocimiento nos rodea.

La inestabilidad, la indecisión y la debilidad aparecen cuando la personalidad rehúsa a dejarse regir por el ser superior, y nos lleva a traicionar a los demás por culpa de nuestra debilidad. Estas condiciones no serían posibles si tueviéramos en nosotros el conocimiento de la divinidad inconquistable e invencible que es nuestra realidad última.

La codicia lleva al deseo del poder. Es una negación de la libertad y la individualidad de cada alma. En lugar de reconocer que cada uno de nosotros está aquí para desarrollarse libremente en su propia línea, de acuerdo sólo a los dictados de su alma, para incrementar su individualidad, y para trabajar libremente y sin trabas, la personalidad codiciosa desea dictar, moldear y mandar, usurpando los poderes del Creador.

Estos son los ejemplos de la enfermedad real, el origen y las bases de todos nuestros sufrimientos y angustias. Cada uno de estos defectos, si persiste en ellos, contrariando la voz del yo superior, producirá un conflicto que necesariamente se reflejará en el cuerpo físico, produciendo sus propios y específicos tipos de enfermedad.

Ahora podemos ver cómo cualquier tipo de enfermedad que podamos sufrir nos llevará a descubrir el defecto que yace bajo nuestra aflicción

– Por ejemplo, el orgullo, que es arrogancia y rigidez de mente, dará lugar a esas enfermedades que producen la rigidez y el endurecimiento del cuerpo.  

– El dolor es el resultado de la crueldad, ya que el paciente aprende por medio de su sufrimiento personal a no infligirlo en los demás, desde un punto de vista físico y mental.

Las penalidades del odio son la soledad, las cóleras violentas e incontrolables, los tormentos nerviosos y las condiciones de la histeria.

Las enfermedades de la introspección -neurosis, y condiciones similares-, que privan a nuestra vida de tantas alegrías, están provocadas por un excesivo egoísmo.

La ignorancia y la falta de sabiduría traen sus dificultades propias a la vida cotidiana, y además, si se produce una persistencia a negarse a ver la verdad cuando se nos brinda la oportunidad, la consecuencia es la miopía y el desgaste de la vista y el oído.  

La inestabilidad de la mente conduce al cuerpo a la misma cualidad, con todos los distintos desórdenes que afectan al movimiento y la coordinación.

– El resultado de la codicia y el dominio de los demás son esas enfermedades que harán de quien las padece un esclavo de su propio cuerpo, con deseos y ambiciones frenados por la enfermedad.

Por otra parte, la propia parte del cuerpo afectada no es acciental, sino que concuerda con la ley de causa y efecto, y una vez más será una guía que nos ayudará:

Por ejemplo, el corazón, la fuente de la vida y por tanto de amor, se ve atacado cuando especialmente el lado amoroso de la naturaleza frente a la humanidad no se ha desarrollado o se ha utilizado erróneamente; una mano afectada denota una acción fallida o errónea; si está afectado el cerebro, que es el centro de control, esto indica falta de control personal. En cuanto se establece la ley, todo se acomoda a ésta.

Todos estamos dispuestos a admitir los muchos resultados que siguen a un estallido de violencia, al shock producido por una súbita mala noticia. Si asuntos tan triviales pueden afectar así al cuerpo, cuánto más graves y profundamente arraigados más prolongado será el conflicto entre el alma y el cuerpo,

¿cómo asombrarnos cuando el resultado produce padecimientos tan graves como las enfermedades que hoy nos afligen?


Sin embargo, no hay motivos para deprimirse. La prevención y cura de la enfermedad surge del descubrimiento de nuestros fallos interiores, y erradicando este defecto con el recto desarrollo de la virtud que tendrá que destruir; no combatiendo el mal, sino aportando un flujo tal de la virtud opuesta que quedará barrida de nuestras naturalezas.”


* * *


Queridos Lectores:

Dentro de las causas multifactoriales de la enfermedad, las emociones suelen estar relegadas a un segundo plano o incluso ni siquiera llegan a contemplarse como un factor determinante y/o detonante de la enfermedad o desequilibrio físico.

La psiconeuroendocrinoinmunología  es la ciencia que estudia la interconexión y la comunicación del sistema nervioso, el sistema endocrino y el sistema inmunológico. Cada emoción  tiene su propia  bioquímica, y la toxicidad de algunas emociones como el miedo, la rabia, la tristeza pueden favorecer el desequilibrio y finalmente, la enfermedad.

Del mismo modo, prestar atención a la simbología y al sentido de la enfermedad es imprescindible para avanzar en el proceso de curación. Lejos de vivirlo como un castigo o como una realidad limitante, comprender el “por qué” y el “para qué” de la enfermedad aporta luz, conocimiento y por tanto libertad.

Bach nos invita a prestar atención, a tomar conciencia de  la responsabilidad personal hacia nosotros mismos y hacia los demás.

Nos invita también a desarrollar las cualidades opuestas  a las manifestaciones del egoísmo para favorecer el bienestar, el equilibrio interior y poner en marcha los mecanismos propios de autocuración.

Deseo subrayar especialmente el último párrafo del capítulo ya que conecta con un enfoque de  la enfermedad  no basado en “luchar y combatir” sino en aportar las ayudas necesarias para que el organismo ponga en marcha mecanismos de depuración, desintoxicación y regeneración.  Cooperar vs combatir…

Un abrazo y los mejores deseos de Salud para vosotros,


<De tots els Colors>: Elena Lorente Guerrero.


Os recomiendo: http://www.lavanguardia.es/lacontra/20101229/54095622430/las-plantas-tienen-neuronas-son-seres-inteligentes.html



* Entrevista a JOSEP CARBONELL, Licenciado en Psicología Clínica, Experto en Comunicación y Padre de un joven afectado de SFC, Fibromialgia y SQM: Reivindica un diagnóstico justo para su hijo.

Entrevista realizada por <De tots els Colors>: Elena Lorente Guerrero.


JOSEP CARBONELL MESTRE:

Una deficiencia o un vacío administrativo no debería ser nunca justificación para la alteración de un diagnóstico. Representa, no solamente negar una evidencia constatada y certificada por la ciencia médica, sino colgar una etiqueta de trastorno mental a alguien que no sólo no lo sufre, sino que está luchando, día a día, para encontrar sentido a su existencia y ser feliz en aquellos espacios y situaciones en las que su grave condición se lo permite.


NUESTRA SOCIEDAD ha de ser exigente con los comportamientos responsables, éticos. No creer ciegamente las explicaciones que nos dan, reivindicar y hacer oír nuestra propia voz. No veo ninguna otra solución más que las personas y la sociedad aprendan a tomar conciencia y a ser exigentes con lo que tienen delante.


Me llamo Josep Carbonell, vivo en Barcelona, estoy casado y tengo una hija de 29 años y  un hijo de 25, afectado desde los 17 años por Encefalomielitis Miálgica (Síndrome de Fatiga Crónica -SFC) en grado III (severo).

Posteriormente ha sido diagnosticado de Fibromialgia (FM), también  en grado III, y Sensibilidad Química Múltiple (SQM).

Soy licenciado en psicología clínica por la UB, aunque no me he dedicado a la práctica asistencial. La enfermedad de mi hijo me ha hecho reflexionar y mirar muchas veces desde una perspectiva distinta a la que me proporcionó mi  formación académica.

He trabajado durante muchos años en distintos ámbitos relacionados con la comunicación: formación en habilidades comunicativas, gestión de conflictos, formación de formadores, selección de personal, comunicación corporativa, imagen…

Soy también luthier de vocación y ejercicio. Es algo que me apasiona, que conecta con mis principios y mi forma de ser, y que creo que es una de las mejores cosas que soy capaz de hacer. Esta actividad supone la realización de un proyecto vital que surgió cuando era niño y que no pude ver realizado hasta la edad de 40 años. Actualmente tengo 57 y espero que esta actividad me acompañe mientras mis manos y mi salud me lo permitan.

  • ¿CUÁNDO EMPEZÓ TU HIJO A MOSTRAR SÍNTOMAS?

Desde los 12 años de edad mi hijo presentó molestias de manera recurrente, pero llevaba una vida normal y el rendimiento escolar era excelente. A mediados de 2002, con 17 años y después de un proceso gripal, empezó a sufrir unos dolores de cabeza terribles, diferentes a cualquier otra cefalea que hubiera sufrido con anterioridad; febrícula constante, apneas e imposibilidad para descansar. Y así empezó una historia similar a la de 17 millones de personas en el mundo, una historia laberíntica de dolor profundo y de soledad, con una única diferencia: se trataba de una persona joven,  muy joven.

UDurante muchos años, las llamadas enfermedades de sensibilización central (SFC, FM y SQM), han sido ninguneadas. Y siguen siéndolo. Uno de los mitos existentes con relación a ellas, es que afectan únicamente a mujeres de mediana edad. Y en estas circunstancias, sufrir estas enfermedades siendo, además, hombre y niño o adolescente, representa una condena a la exclusión más cruel y más infame. Durante años fue víctima de la arbitrariedad, de la experimentación farmacológica… Su historial médico actual supera, en mucho, a todos los historiales médicos de toda nuestra familia, presente y pasada. Anduvimos por innumerables caminos, desde la ortodoxia a la heterodoxia. Mi hijo conoció los perversos efectos causados por la suma de la ignorancia y la arrogancia que, cuando se presentan juntas, en el contexto de estas enfermedades, tienen consecuencias inimaginables.

En mayo de 2008 llevamos a mi hijo por segunda vez al CAD Badal (Centro de Evaluación de Discapacidades). Aportamos informes de la medicina pública y privada, que certificaban de manera contundente su condición de enfermo de SFC/FM. Aportamos también informes psicológicos y psiquiátricos que descartaban la existencia de trastorno mental o de la afectividad. Tuvo una entrevista con una psicóloga del centro y al cabo de dos meses recibimos una valoración y un diagnóstico: síndrome depresivo recurrente.

La valoración fue de enfermedad de etiología psicógena, o sea se ignoró absolutamente todo. Después supe que este era el patrón habitual de respuesta para todas las personas afectadas de SFC y/o FM. Por teléfono me dijeron que “como el síndrome de fatiga crónica no está en los baremos, tenían que poner otra cosa.”

Y eso es algo que yo no puedo aceptar de ninguna manera. Como licenciado en psicología clínica, para mí el diagnóstico es importante. Una deficiencia o un vacío administrativo no debería ser nunca justificación para la alteración de un diagnóstico. El hecho de que te digan “mire, no está en los baremos, tenemos que poner otra cosa” para mí es un crimen. Representa, no solamente negar una evidencia constatada y certificada por la ciencia médica, sino colgar una etiqueta de trastorno mental a alguien que no sólo no lo sufre, sino que está luchando, día a día, para encontrar sentido a su existencia y ser feliz en aquellos espacios y situaciones en las que su grave condición se lo permite.


  • …Y ESO FUE LO QUE MOTIVÓ EL INICIO DE UNA SERIE DE ACCIONES.

Así es. Primero intenté hablar con la responsable del centro. Para mí, “responsable”, entre otras cosas, significa “que tiene capacidad de responder sobre algo”. Pero no: la entrevista me fue denegada. Se me dijo que todo lo que le tuviera que decir que lo hiciera por escrito. Y preparé un larguísimo informe documentado. Para acompañar a este documento, en agosto de 2008 busqué una psiquiatra para que valorase a mi hijo y así poder aportar un documento totalmente actualizado en el que se constatara que mi hijo estaba bien a nivel psicológico y anímico. Pasados dos meses, recibí un formulario impreso en el que, con tres palabras, se ratificaba el “diagnóstico” anterior.

Fue después cuando supe que esto le pasa a todo el mundo, no sólo a mi hijo. Pero este “todo el mundo” son personas que se encuentran en un momento vital diferente. No es lo mismo tener 40-50 años, ser mujer (que es el patrón habitual), con una vida afectiva, familiar y profesional más o menos encarrilada, que ser un joven de 17 años, sin haber podido acceder al mundo laboral y con toda su vida por construir.

Y no acepté esta realidad: todas mis acciones parten de aquí. Ante la ocultación por parte de la directora del CAD, decidí acudir a instancias superiores. Puesto que los CAD dependen de “Acció social i ciutadania”, opté por dirigirme a la Consellera Capdevila.

  • ¿QUÉ DECIDISTE HACER?

Escribí una breve carta solicitando una entrevista con la Consellera y la llevé personalmente  al Palau de Mar. Pasaron meses sin recibir respuesta…

Presenté una segunda carta sin recibir respuesta. Presenté una tercera carta que también llevé personalmente y…  finalmente recibí una respuesta que no hablaba para nada de la única cuestión que yo había formulado: mantener una entrevista con la Consellera. Aquella carta no me decía ni que sí, ni que no. Únicamente que mi expediente había sido revisado,  etc, etc.

Y entonces en diciembre de 2009, cuando se cumplía exactamente un año, decidí tener la “entrevista con la Consellera, sin la Consellera”. O lo que entonces llamé “carta abierta multimedia”. Y la colgué en YouTube. Actualmente mis videos tienen unos 13.000 visionados.

Carta oberta a la consellera Capdevila – 1. L’entrevista que no fou – (subtitulada):

]

Posteriormente hice otro video “recordatorio” en marzo de 2010 y otro en julio coincidiendo con el cumpleaños de la Consellera. Casualmente, ella y yo nacimos el mismo día. Mi hijo se mostró un poco receloso al principio porque era entrar en lo personal, y estuve dudando, porque tenía razón…. Pero el video que grabé creo que nadie puede considerarlo ofensivo. El mensaje es potente, es duro, pero no es ofensivo. Alguien lo ha calificado de “una tremenda bofetada de guante blanco”.

  • ¿HAS RECIBIDO ALGUNA RESPUESTA?

Nunca he tenido ninguna respuesta de ella. Cuando colgué el video “Ja és  primavera, Consellera” , en marzo, al cabo de unos días recibí una respuesta de un funcionario de la Consellería. En la carta simplemente se recitaban referencias y números de expediente, sin alusión ninguna ni a mi solicitud, ni a mis reivindicaciones. De alguna forma venía a decirme que si no estaba de acuerdo, nos veríamos en el juicio. Cuesta  creer que podamos funcionar así… si vieras la cantidad de informes que tengo…!

Todos los juicios en casos de SFC se pierden en primera instancia. Y, hasta cierto punto, lo entiendo, porque el juez, que no es médico, se encuentra ante unos informes que están redactados por unos profesionales del sistema nacional de salud, a los que se les supone eso: profesionalidad. Pero esa profesionalidad, cuando uno se acerca lo suficiente, se percata de que brilla por su ausencia.

El juicio duró pocos minutos. No le preguntaron nada a mi hijo, se trataba de un trámite burocrático, y ya está. Y eso es lo que ocurre en todos los casos.

Hicimos el recurso inmediatamente y, casi 20 meses después se ha revisado la causa: en esta ocasión, el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya, nos ha otorgado la razón. Hace escasos días que hemos recibido la sentencia. Esta sentencia, sin embargo, hace referencia únicamente al porcentaje de valoración. Imagino que dentro de unas semanas recibiremos una valoración revisada por parte del CAD. Y supongo también que no modificaran su “diagnóstico”, porque el juicio desarrollado por la vía laboral, no recogía esta cuestión.

A veces tengo la sensación de que no he conseguido  transmitirle al  abogado que lo que quiero defender no se corresponde con la reivindicación de la mayoría de enfermos y enfermas. Las discusiones siempre son alrededor del porcentaje de valoración. Yo lo que pido y exijo es que el diagnóstico del CAD recoja lo que la ciencia médica certifica que mi hijo sufre. Ni más ni menos. Es una cuestión de dignidad. Lo he dicho repetidamente: para mi representa un crimen que alguien pueda ser etiquetado de una enfermedad que no sufre. Es un diagnóstico que puede influir en su futuro, en valoraciones futuras de todo tipo.


  • ¿CÓMO SE ENCUENTRA TU HIJO ACTUALMENTE?

Está mal… es difícil de explicar. Si tú le vieras… cualquier persona que lo vea, no verá a un enfermo por su aspecto, como pasa en la mayoría de los casos.

Todos los síntomas que se asocian al SFC los ha sufrido en mayor o menor medida. Dolores profundos, problemas intestinales, candidiasis crónica, la inmunodepresión hace que todo funcione mal… En algún caso la afectación corresponde a patologías que los protocolos médicos sitúan en una franja de edad, de la cual está el aún muy lejos. Y entonces, cuando explicas que tiene SFC, pueden pasar dos cosas:  que no hayan oído hablar nunca de ello, o que tenga algún prejuicio. Y la sensación es horrorosa…

Por otra parte, la existencia de Sensibilidad Química Múltiple, exige andarse con mucho ojo con cualquier fármaco, anestésico o substancia que se introduzca en su cuerpo. Cualquier intervención que en una persona sana puede ser irrelevante, para estos enfermos puede suponer un elevado riesgo. Un riesgo, además, que muchos médicos no son capaces de valorar ni de ver, debido a la particular circunstancia de abandono político y social que acompaña a estas enfermedades. Y esta es la dura realidad…

  • ¿QUÉ ES LO QUE LLEVA PEOR?

A parte del dolor, seguramente el hecho de verse obligado a tomar decisiones sobre algo que, en teoría él no conoce (no es médico) y que quienes debieran conocerlo, muy pocas veces conocen. El hecho de ser una persona joven, además, le resta “poder”, en cualquier contexto de entrevista médica.

  • ¿QUÉ HA APRENDIDO DE TODO LO VIVIDO?

Hace poco estuve hablando con el Dr. Fernández Solà, jefe de la unidad de SFC del Clínico y le dije que hemos estado visitando a muchos médicos, muchos…  y que mi hijo ha acumulado un aprendizaje sobre si mismo enorme. No tiene respuestas, pero sabe cuáles son los caminos equivocados. Ha desarrollado una gran capacidad para saber qué le conviene y qué no.

Veraneamos en un pueblo pequeño de montaña que está en la franja de ponent, un pueblo fantástico donde nacen ríos, con agua muy limpia. Toda la vida he bebido el agua que sale por el grifo, es buenísima. Mi hijo no puede beber esa agua porque le sienta fatal. Y ya no te hablo del agua de Barcelona…!. Después de muchos veranos con problemas intestinales, fue él quien cayó en la cuenta que el agua (la pizca de cloro que inevitablemente lleva) le provocaba aquellos problemas.

Para todas las personas afectadas de SQM existe un largo camino de aprendizaje personal. Porque hay muchos puntos de coincidencia, pero cada una tiene su patrón de sensibilidades que se presentan en forma dimensional y distinta. Y cada enfermo o enferma, tiene que aprender a distinguir y, en la medida de lo posible, controlar, la carga tóxica que existe a su alrededor.


  • ESTAS ENFERMEDADES OBLIGAN A CUESTIONARNOS:  ¿CÓMO ESTAMOS VIVIENDO?

Por supuesto. Tanto a mi mujer como yo somos personas con una marcada perspectiva ética. Ya mucho antes de aparecer la enfermedad teníamos una visión crítica de la profunda estupidez  e irresponsabilidad tan presente en nuestra sociedad. De esos mecanismos, a veces sutiles, que nos convierten en una especie de marionetas abocadas a consumir de forma compulsiva. La aparición de sensibilidades químicas en una persona cercana, te obliga a abrir los ojos a muchas cosas que anteriormente pasaban desapercibidas. Y uno se da cuenta de que vivimos rodeados de cosas absolutamente inútiles, que nos dañan lentamente, o no tan lentamente.  El agua que sale por nuestros grifos, al aire que respiramos, los alimentos que comemos, los productos de limpieza, las fragancias… todo. Incluso algunos espacios que considerábamos limpios, resulta que cuando uno se acerca, no los son tanto. Poca gente sabe que en nuestros parques y jardines, en Barcelona,  se usa un herbicida altamente tóxico y altamente cuestionado en algunos países: el Round-Up de la poderosa multinacional Monsanto. Me enteré un día mientras estaba corriendo por el Parc de la Ciutadella. Mi hijo me había dicho poco tiempo antes que cuando entraba en el recinto, percibía malestar y que algo que había en el ambiente, le perjudicaba. Mientras corría vi a un operario que estaba rociando el suelo… me acerqué a él y le pregunté… y después supe qué era y qué había significado para muchas personas, el famoso Round-Up de Monsanto. Sí, ya sabes que con los afectados de Sensibilidad Química Múltiple se suele usar la metáfora del “canario del minero”. Son como aquel canario que los mineros introducían en las minas para detectar la presencia de gases tóxicos.

Los enfermos de SQM nos están avisando…


  • ES PREOCUPANTE QUE DE  TANTO SUFRIMIENTO SE PUEDA HACER NEGOCIO…

Sí, eso también ocurre en este ámbito. En parte, porque se trata de enfermedades multisistémicas y tremendamente complejas, en las que un enfermo, potencialmente, puede ser “cliente” para la medicina de cualquier especialidad.

Y en parte, porque estamos inmersos en una dinámica  cada vez más presente en esta sociedad globalizada en la que vivimos. Una dinámica que tiende a esclavizarnos y a “cosificarnos”.

Lamentablemente, sea cual sea el sector que analicemos, veremos que se está instaurando progresivamente, en nuestra sociedad, un efecto perverso que consiste esencialmente en el desplazamiento del objetivo inicial hacia unos objetivos centrados únicamente en el beneficio económico y en el crecimiento insostenible, al precio que sea. Es la voracidad cortoplacista, que olvida lo que pueda existir más allá del ejercicio presente. Y, por supuesto, de las generaciones futuras. Lo vemos en la dinámica de los medios de comunicación, especialmente de las televisiones privadas, que son capaces de caer en lo más bajo, por mantener un determinado índice de audiencia. Lo vemos en las entidades financieras, que han contribuido a la dinámica perversa que nos ha llevado a la crisis actual y a la patética situación del mercado inmobiliario, con la dificultad para tantas y tantas personas de acceder a un  derecho fundamental como es el acceso a una vivienda digna. Y lo vemos también en el ámbito sanitario. Los médicos de la sanidad pública (púbica-privatizada) tienen objetivos de contención de gasto (recetas, intervenciones…). Los médicos de la sanidad privada tienen también objetivos, de “producción”, de signo totalmente contrario a los anteriores. Y para completar el escenario está la industria farmacéutica, cuyo noble propósito original se ha visto convertido en un objetivo de “fidelización de clientes”. Es decir, de “cronificación” de patologías o incluso, de creación de éstas. Tenemos el reciente y famoso ejemplo de la “gripe A”…

Sí, las farmacéuticas necesitan que los que no están enfermos, lo estén, y que aquellos que ya lo están, sigan estándolo.

Sé que puede sonar raro, pero hay mucho de cierto en ello. Para observarlo, simplemente es necesario acercarse lo suficiente. Las financieras, que la gente consuma y gaste más allá de sus posibilidades, atados por hipotecas interminables. Las cadenas de televisión, que la gente consuma los infames subproductos que emiten… podríamos hablar de cualquier otro sector, y veríamos que el mecanismo se replica casi siempre… Creo que hay gente que trabaja en estas empresas que ha perdido totalmente la conciencia de su función en el mundo. Es decir, a nivel individual, también se ha producido un desplazamiento: aquel objetivo profesional que un día fue y que probablemente tuvo un explícito contenido ético,   se convierte, en la mayoría de ocasiones, en una pobre misión centrada en el cumplimiento de unos objetivos de rentabilidad. La presión social y el sistema se han comido al profesional, Y por lo general, además, la presión social de su contexto próximo, a menudo hace que esta persona llega a convencerse de que lo está haciendo muy bien.

Paralelamente a este empobrecimiento ético que nos invade, pienso que existe una importante emergencia de personas y colectivos con conciencia crítica, personas a las que no nos satisface esta sociedad llena de espejismos, que nos envenena lentamente el cuerpo y el alma… No sé qué fuerza podemos llegar a tener, pero la percibo… y esta es la parte positiva.

  • SEGÚN TU OPINIÓN ¿QUÉ MOTIVA LA FUERTE RESISTENCIA A RECONOCER Y NOMBRAR ESTAS ENFERMEDADES INVISIBLES?

Es fundamentalmente un tema económico y político. Estas enfermedades nos hablan de lo mal que hemos gestionado nuestra convivencia con el medio. Lo que nos muestran resulta políticamente incorrecto. Y podríamos preguntarnos también por las responsabilidades sobre todo ello… Y eso, por supuesto, no interesa. Resulta mucho más fácil mirar para otro lado. En muchísimos aspectos, la sociedad que hemos construido no tiene camino de retorno. Cuando te paras a pensar en qué comemos, qué bebemos, qué respiramos,…

Para la mayoría de personas, el SFC o la SQM, les puede parecer algo lejano. Pero casi todos somos conscientes, por nuestra experiencia cotidiana, que existe en los últimos años un marcado crecimiento de las alergias e intolerancias, entre la población general. Podríamos decir que estas manifestaciones son las “hermanas pequeñas” de aquellas enfermedades.

Sabemos que los casos están aumentando, también entre niños y adolescentes. Atender a estas enfermedades podría representar también un importantísimo coste económico para las administraciones. Efectivamente, no es que a mi hijo le “tengan manía” en la Conselleria. No es eso. El problema es que aceptar el diagnóstico de mi hijo significaría el tener que aceptar muchos otros casos.

Y lo peor de todo, es que estamos rodeados de porquería: porquería que nos daña lentamente. Porquería que se presenta como “inocua” en pequeñas dosis, pero estamos recibiendo  muchas pequeñas dosis continuas, que se convierten en una enorme dosis. Todos los fabricantes se preocupan de que las dosis de sus productos cumplan unos baremos, unos requisitos legales. Pero de lo que nadie se ha preocupa es de evaluar el impacto acumulativo y sinérgico de las substancias químicas que nos rodean.

Respecto a mi hijo, desconocemos la causa primera de su enfermedad, aunque tenemos algunas hipótesis muy coherentes. Como las gamma-inmunoglobulinas que le fueron administradas semanalmente durante muchos meses, cuando era niño. Como la mayoría de vacunas, contiene timerosal, una substancia que a su vez contiene un 49% de mercurio. Hoy hemos podido constatar que su cuerpo contiene una cantidad de mercurio cuatro veces superior a la considerada “normal”. Y también hemos podido constatar que tiene una metilación lenta (dificultad para eliminar metales pesados), característica presente en muchos enfermos.

El origen de esto ¿son las vacunas? No lo sabemos ni lo podemos demostrar. Ahora hay una movilización por parte de Mercuriados http://www.mercuriados.org/ y de Ana Medina http://www.elautismo.com/ madre de un hijo autista, porque también sabemos que aumentan los casos y parece vinculado al mercurio.

  • ¿QUÉ ES LO MÁS DURO COMO PADRE?

A lo largo de estos 8 años, desde que se produjo el diagnóstico, he conocido a muchos enfermos. Hasta hace unos meses, mi hijo era el enfermo más joven que yo conocía. Un día me llamó la madre de una niña de 12 años que está muy afectada, gravemente afectada, no puede ni salir de casa. Después he sabido de otros…

Me duele especialmente saber que hay niños y jóvenes afectados por estas enfermedades. Hace pocas semanas, en un comunicado de la Vall d’Hebron se decía que tienen 50 casos registrados de niños y unos 250 de adolescentes y jóvenes hasta 23 años. Creo que alguien, desde la responsabilidad de gobierno, debería preocuparse seriamente. La escalada es inquietante. Y estos niños y niñas, hoy están condenados al dolor físico, expuestos a la incomprensión de su entorno más cercano, expuestos a las arbitrariedades de buena parte de la clase médica, expuestos a servir de bancos de experimentación. Expuestos, en definitiva, al dolor, al abandono y a la soledad. Hasta el extremo –no conozco que ocurra en ningún otro grupo de enfermedades- que le será oficialmente negada su dolencia y se les diagnosticará, con altísima probabilidad, un trastorno mental o afectivo que no sufren. Esta es, a fecha de hoy, la dura realidad.

Como padre es ciertamente muy duro porque ves en tu hijo a una persona joven, que se está construyendo, y se encuentra que con 17 años no le funciona el cuerpo, y además todo el mundo le dice -como el título del libro de Clara Valverde- “tienes buena cara…que guapo estás!”. Pero tu  hijo no se puede ni levantar de la cama. Eso genera rabia y frustración.

Y esta frustración, en ocasiones, la desahogas con las personas que tienes más cerca, y eso es durísimo. Encajar todas estas emociones que vienen de un hijo, de una persona que sabes que te quiere y que te quiere mucho, es muy duro…

  • LA CAMPAÑA DE CONCIENCIACIÓN SOCIAL QUE HAS REALIZADO A TRAVÉS DE LOS VIDEOS ¿QUÉ REPERCUSIÓN HA TENIDO EN TU VIDA?

Los videos y toda la movida que han generado es una pequeña anécdota dentro de toda esta historia que empezó por todo lo que he comentado anteriormente: porque nadie ha respondido a mi pregunta. Porque nadie de la administración se ha dignado a mirarme a la cara y argumentarme en qué basan su negación y en qué basan su diagnóstico de trastorno psicológico. Y no lo han hecho, por una razón evidente: no existe ningún argumento mínimamente sólido. Se mueven únicamente a la luz de unos baremos de 20 años atrás, y siguiendo los dictados de “más arriba” que les obligan a mirar hacia otro lado.

Lo que sí que me ha aportado personalmente es que muchas personas me han escrito. Cuando haces algo así no lo haces por los enfermos, pero sabes que inevitablemente las personas afectadas serán los primeros receptores de esto.

También cuento con ellos para difundirlos y con las asociaciones de afectados, pero eso provoca un alud de llamadas y mensajes de todo tipo. Te das cuenta de que algunas personas afectadas únicamente buscan que alguien les escuche, porque la desesperación a veces es enorme. Este tampoco es mi papel y yo debo también protegerme, manteniendo una cierta “distancia terapéutica”. Pero siempre he procurado responder a todas las personas que me han escrito y además no acostumbro a contestar con dos palabras, porque no sé hacerlo. Y eso consume mucho tiempo.

  • ¿CUENTAS CON ALGÚN TIPO DE APOYO?

Existen decenas de asociaciones en toda España, pero hasta hoy no conozco ninguna asociación de padres de jóvenes enfermos de SFC/FM/SQM. Y mi experiencia con las asociaciones no es buena. En cierto modo, porque el problema es distinto. El perfil habitual entre los afectados (su circunstancia vital, laboral, económica, afectiva…) es muy distinto al de mi hijo. Así que decidí ir por libre. Cuando solicité la entrevista con la Consellera, en la Conselleria me dijeron que para hablar con ella tenía que hacerlo a través de alguna asociación. Pero mi hijo no tiene ninguna asociación que realmente represente SU caso y SU circunstancia. Y es por ello que pedí la entrevista. Y es por ello que esperaba obtenerla. Y es por ello que decidí que la tendría, fuese como fuese.

Mi hijo está solo frente al inmenso muro que políticos y administradores han levantado para ningunear estas enfermedades, para no ver el problema que esconden. He dicho que voy por libre, pero no estoy sólo. Hay muchas personas luchando conmigo. Cada una con aquellos medios que tiene, ya sea por conocimientos o por habilidades. Internet es nuestro gran aliado… tal vez el único. A veces me pregunto qué sería de muchas personas enfermas si no tuvieran este recurso que les permite comunicarse, acompañarse, informarse y gritar al mundo la situación de abandono en que nos encontramos.

  • ¿CUÁL HA SIDO LA RESPUESTA DE LAS PERSONAS CERCANAS A VOSOTROS?

Tengo la sensación de haberme convertido, en cierto modo, en una persona extraña para muchas personas cercanas a mí. Convivir con estas enfermedades te abre los ojos a los riesgos tóxicos que nos rodean, pero también te ayuda a percibir todo que existe de banal, superfluo y mezquino en nuestra vida cotidiana. Sí, me he convertido en una persona algo extraña porque me he puesto unas gafas que ven algunas cosas que otros no ven.

Esta sociedad nos lleva a vivir así, con el pensamiento totalmente dirigido, vivimos en la fantasía de una democracia, que seguramente tiene algunos elementos formales que hacen que lo aparente, pero pocas cosas son lo que parecen y existe mucha mentira, mucho cartón-piedra a nuestro alrededor. Y yo que trabajo en el terreno de la comunicación, lo palpo todos los días.

Conservamos todas nuestras amistades, que no son muchas, pero son sólidas. Aunque solemos mantener una cierta distancia en algunos eventos sociales. Actualmente no acostumbro a frecuentar determinados festejos, muy habituales y sobredimensionados en nuestra sociedad. Son ambientes que no me favorecen emocionalmente. Me aparto, pero no me ha representado ninguna pérdida: conservamos a los amigos.

Sin embargo, estoy convencido de que incluso a nuestros amigos más cercanos, y a nuestra familia más cercana (abuelos, tíos…), les cuesta entender la enfermedad. Que no lo entiendan mis padres lo comprendo, son mayores. No es que lo nieguen. Saben perfectamente que es algo grave, pero todos estamos muy acostumbrados a que las cosas, además de ser, lo parezcan. Y si no lo parecen, no son. Y el Síndrome de Fatiga Crónica es una enfermedad que tiene una de las características más perversas que podamos imaginar: no parecerlo.

  • ¿QUIÉN ERAS ANTES DE LA ENFERMEDAD DE TU HIJO? ¿QUIÉN ERES AHORA?

Soy una persona diferente. Mi campo perceptivo es distinto… y he tenido que renunciar a cosas. Si ahora este capítulo se acabara, si mi hijo de repente se recuperase, o pudiera llevar a mi hijo a alguien le ayudara de verdad, que es la mayor impotencia sentida como padre, diría que esta experiencia ha sido positiva y formadora. Evidentemente me ha llevado a ser un poco más rico interiormente, y más fuerte… pero el precio es demasiado alto.

En 2005, Àngels, mi mujer, fue intervenida de cáncer de mama y ambos lo vivimos como si fuera un simple resfriado. Por parte de mi mujer y yo  las cosas fluyeron. Se trataba de un tumor extenso que fue creciendo rápidamente. Necesitó cirugía, quimioterapia… pero una vez estuvo todo controlado, y con expectativas de evolución positiva, no lo vivimos como un drama.

Y hubo unos meses, a mediados de 2005, en que tenía en casa a dos personas con una sintomatología prácticamente idéntica. Cuando mi mujer estaba recibiendo quimioterapia intensa, la sintomatología que presentaba tenía gran parecido con la de mi hijo.

Yo acompañaba a Àngels al hospital Vall d’Hebron y la sensación era muy diferente a la que tenemos cuando acompañamos a nuestro hijo al médico. En un caso, sabes que estás en manos de personas que saben lo que hacen… y te sientes ignorante y confiado. En el caso del SFC, el enfermo, si lleva años con la enfermedad, suele tener una dimensión de conocimiento sobre lo que le pasa y sobre lo que le conviene o no conviene, que en muchas ocasiones supera la capacidad de comprensión del médico. Es otra de las muchas peculiaridades de esta maldita enfermedad.

Cuando reflexiono me doy cuenta de que tengo que ir con ojo de no quedar demasiado absorbido por todo esto. El punto de no retorno es peligroso, emocionalmente es muy peligroso y lo tengo claro por mi salud psíquica y mi integridad afectiva. Y por lo que quiero hacer y espero poder hacer.

  • ¿QUÉ MENSAJE TE GUSTARÍA TRANSMITIR A LA SOCIEDAD?

En el ámbito de estas enfermedades, debemos ser capaces de denunciar, de no arrugarnos ante diagnósticos arbitrarios o irresponsables. De tener una mirada crítica ante cualquier opinión médica. En los nueve años que llevo conviviendo con el SFC he podido percatarme que existen personajes (políticos, médicos…), organizaciones y fundaciones, cuyo cometido parece ser el de contribuir a aportar luz y reconocimiento social. Y, sin embargo, sirven a una función muy distinta: hacer que algo cambie para que todo pueda continuar funcionando igual. O dicho de otra forma: aparentar que se hace algo, con el fin de perpetuar la situación.

Y, en general, debemos aprender a mirar más allá de lo que se nos da. Reivindicar el comportamiento ético en el campo que cada persona desarrolle. Ser exigentes con los comportamientos responsables, éticos. No creer ciegamente las explicaciones que nos dan, reivindicar y hacer oír nuestra propia voz.

No veo ninguna otra solución más que las personas y la sociedad aprendan a tomar conciencia y a ser exigentes con lo que tienen delante. Que aprendan a seleccionar. Todo se mueve al final por los intereses de los consumidores, de las personas de a pie, y sólo nosotros tenemos capacidad para cambiarlo.

En el tema ambiental, ser conscientes de que hay muchos elementos a nuestro alrededor que nos hacen daño. Y tomar decisiones, elecciones coherentes con esta realidad.

Ser exigentes con los comportamientos responsables, éticos. No creer ciegamente las explicaciones que nos dan, reivindicar y hacer oír nuestra propia voz.


<De tots els Colors>: Muchas gracias Josep por compartir un testimonio que no dejará  a  nadie indiferente. Tu resistencia y valor en medio de la adversidad son admirables.

Del mismo modo,  tus reflexiones en torno a nuestra sociedad, sistema de valores, ética, y compromiso son una llamada de atención y una invitación a tomar conciencia de nuestra responsabilidad personal y comunitaria. Cada una de nuestras decisiones es importante, y tiene un peso específico en la sociedad.

Finalmente, nuestra gratitud y  reconocimiento a tu hijo por su generosidad y apoyo desde el anonimato. Por respeto a su intimidad, no se ha mencionado su nombre ni se han tratado aspectos personales. Los mejores deseos de Salud y Justicia para él.

* Entrevista a MIRIAM SUBIRANA, Artista, Escritora y Coach: “Me preocupa la ignorancia que invade el planeta. Quiero crear espacios de conversaciones generadoras de esperanza y plenitud”.

Entrevista realizada por <De tots els Colors>: Elena Lorente Guerrero.

Miriam Subirana es Doctora en Bellas Artes por la UB.

Actualmente coordina  Yesouisi, espacio de creatividad, espiritualidad y coaching. Imparte además, seminarios en los que combina la sabiduría del pensamiento oriental con la práctica de la inteligencia emocional, las habilidades de liderazgo y el Appreciative Inquiry, el uso de la creatividad y técnicas de coaching y meditación para fomentar el auto-descubrimiento.

Desde 1983 hasta 2008 se dedicó al servicio a través de  la Universidad Espiritual Brahma Kumaris, donde  ha coordinado diversos proyectos. Desde 1986 hasta abril de 2008 fue  presidenta de la Asociación Espiritual Mundial Brahma Kumaris en España.

Autora de los libros “Vivir en Libertad”, “¿Quién manda en tu vida?”, “Atreverse a Vivir”,  y “Creatividad para reinventar tu vida”. Acaba de publicar “Cómplices”.


MIRIAM SUBIRANA VILANOVA:

PARA CREAR Y PRACTICAR EL PENSAMIENTO POSITIVO necesitamos voluntad, determinación, escuchar y ver desde otra perspectiva, cuestionar nuestras creencias. Ejercitar la mente: gimnasia mental positiva.

LA MEDITACIÓN ES UN ESTADO DEL SER, NO SÓLO ALGO QUE HACEMOS. Es el puente que te ayuda a ir de la teoría a la práctica. Te aporta la claridad, la energía y el discernimiento para realizar tu sueño y tu ideal. Te ayuda a que no pienses demasiado, sino lo justo y necesario. Tu pensamiento se llena del poder de la energía pura, de la confianza y la determinación. Así superas las preocupaciones.


¿QUIÉN ES MIRIAM SUBIRANA?

Amante de la vida, el arte, la belleza y la creatividad. Desde pequeña me he preocupado por las injusticias sociales y he participado en proyectos de ayuda a la humanidad.

  • ¿DÓNDE RESIDE TU FUERZA?

En el arte: mi experiencia como pintora me ha llevado a exponer en más de 15 países en tres continentes en los últimos 20 años.

He dirigido la creación de dos galerías de arte en Mount Abu y Agra (la India).

En la escritura: he publicado varios libros,  y diversos artículos.

En la experiencia impartiendo conferencias y seminarios en diferentes ciudades de España, Europa, América, Asia y Australia.

Y en mi trabajo personal a través del silencio, la meditación, el estudio y la reflexión.


  • ¿QUE TIENEN EN COMÚN PARA TI EL ARTE, EL CRECIMIENTO PERSONAL, LA ESPIRITUALIDAD Y EL DESARROLLO DEL PENSAMIENTO POSITIVO?

El arte es la expresión sublime del ser humano. El arte conecta nuestros sentimientos y vivencias con el mundo espiritual, con el otro y con lo divino. El arte combina muchos lenguajes para expresarnos. El arte nos ayuda a conocernos y comprender lo que subyace en nuestro interior. Por esto la creatividad y el arte nos ayudan a crecer. De ahí el boom que ha habido en la última década de terapias basadas en lenguajes artísticos. (arte terapia, músico terapia, danza terapia, teatro terapia, etc.).

La creación artística surge del silencio interior, entre nota y nota hay silencio. En ese silencio escuchamos nuestros pensamientos y podemos redirigirlos hacia lo positivo. En definitiva somos creadores de nuestros pensamientos y para qué vamos a crear pensamientos dañinos para nosotros y para los demás. Lo que pensamos acaba saliendo a través de nuestras actitudes, palabras y acciones.


  • ALGUNAS PERSONAS TIENEN TENDENCIA A DINÁMICAS DE PENSAMIENTO CIRCULAR, RECURRENTE Y NEGATIVO; TAMBIÉN A LA HIPERPREOCUPACIÓN CAUSÁNDOLES MUCHO SUFRIMIENTO. ¿QUÉ LES PROPONDRÍAS PARA ROMPER ESA INERCIA?

–  Bañarse de una ducha de pensamientos positivos.

– Crear distancia sana con lo que les causa esos pensamientos, distancia sana con las personas o situaciones. Desde la distancia podemos observar y ver. Por eso viajar o salir de la realidad cotidiana nos ayuda a ver lo atrapados que estamos en ella.

– Meditar para conseguir esta distancia.

– Leer libros que tengan contenidos que nos lleven a la reflexión y al pensamiento positivo.

– Conversar con amigos sobre otros temas. Cuanto más repetimos lo que pensamos más lo reforzamos. Hemos de salir de esa repetición.

– Crear conversaciones que tengan sentido.

– Participar de seminarios y talleres que nos abran la mirada a otros horizontes.

  • ¿CÓMO PODEMOS INCORPORAR LA CREACIÓN Y LA PRÁCTICA DEL PENSAMIENTO POSITIVO EN NUESTRA VIDA?

Para crear y practicar el pensamiento positivo necesitamos:

voluntad, determinación, escuchar y ver desde otra perspectiva, cuestionar nuestras creencias. Ejercitar la mente: gimnasia mental positiva.

  • EL CULTO AL EGO Y EL MIEDO SON, EN OCASIONES, LAS DOS CARAS DE LA MISMA MONEDA. ¿DESDE DÓNDE SE TRABAJA LA TOMA DE CONCIENCIA Y EL DESAPEGO?

Meditar, meditar, meditar. Despertar, ser consciente, estar atento, estar presente, alerta y consciente.


  • ¿QUÉ ES PARA TI LA LIBERTAD?

Ejercitar la capacidad de elección. Ser íntegro con nuestras elecciones y decidir según nuestra consciencia.

  • EN NUESTRA SOCIEDAD ACTUAL CONVIVEN DIFERENTES MODELOS FAMILIARES, DESDE LOS MÁS CLÁSICOS A LAS DIFERENTES ESTRUCTURAS FAMILIARES SEGÚN LA CULTURA DE ORIGEN, TRADICIÓN, ETC… ¿HACIA DÓNDE DEBERÍA EVOLUCIONAR LA EDUCACIÓN DE LOS NIÑOS/AS? ¿QUIENES ESTÁN IMPLICADOS?

Educar en la libertad.

La comunidad educativa está implicada.

  • ¿QUÉ TEMAS TE PREOCUPAN ESPECIALMENTE?

La ignorancia que invade el planeta.

Quiero crear espacios de conversaciones generadoras de esperanza y plenitud.


  • ¿QUÉ TRANSFORMACIONES CONSIDERAS IMPRESCINDIBLES EN LA SOCIEDAD ACTUAL?

Despertar la consciencia espiritual en las personas y aplicarla en la vida diaria: en las relaciones interpersonales, entre comunidades y países; en la política, la educación, la empresa, la universidad, las religiones.

  • ¿EN QUÉ PROYECTOS ESTÁS TRABAJANDO ACTUALMENTE?

Coordino el espacio Yesouisi, espacio de creatividad, espiritualidad y coaching.

Ofrezco acompañamiento espiritual a las personas y doy cursos, seminarios y conferencias sobre la inteligencia espiritual, liderazgo y armonización en las relaciones.

  • ¿QUÉ NOS RECOMENDARÍAS PARA VIVIR DE MANERA COHERENTE Y RESPETUOSA CON “LA VIDA”?

– Practicar silencio.

– Hablar menos.

– Reflexionar.

– Ser coherente en cómo ganas y usas el dinero.

– Practicar la NO-violencia activa.

  • ¿QUÉ ES MEDITAR?

La meditación es el viaje hacia el interior de tu ser, aunque de hecho no hay viaje, ya que tu centro interior está a un segundo y a ninguna distancia de ti. Por tanto, puedes acceder a él cuando quieras y en donde estés. Con la práctica aprendes a vivir en ese espacio y desde tu corazón espiritual. Al relacionarte con el mundo, aprendes a no desconectar de tu centro. Permaneces conectado con lo esencial.

La meditación te da la fuerza necesaria para superar los obstáculos y para levantarte después de una caída. Te ayuda a mantener la distancia sana para no perder la visión “de águila” y así conservar el desapego necesario. En la meditación accedes a todo tu potencial de ternura y no temes abrirte a dar y recibir. Sabes que nadie puede quitarte lo que eres ni puede herir tu corazón espiritual.

La meditación es un estado del ser, no sólo algo que hacemos. Es el puente que te ayuda a ir de la teoría a la práctica. Te aporta la claridad, la energía y el discernimiento para realizar tu sueño y tu ideal. Te ayuda a que no pienses demasiado, sino lo justo y necesario. Cuando piensas demasiado, las pequeñas cosas se agrandan y se convierten en problemas. Con la meditación aprendes a mantener la perspectiva de las cosas, de manera que te estabilizas. Tu pensamiento se llena del poder de la energía pura, de la confianza y la determinación. Así superas las preocupaciones.

  • ¿NOS REGLAS UNA MEDITACIÓN SENCILLA Y ASEQUIBLE PARA TODOS/AS?

Meditación: El observador desapegado

Soy consciente del momento presente y del tiempo… El mundo entero está allí fuera… Me desentiendo por un momento de lo que está sucediendo a mi alrededor… Es como si el mundo continuase girando, pero me he parado unos minutos y me he convertido en un observador… Mentalmente, doy un paso atrás… miro a mi alrededor como si estuviera en el interior de una habitación… la habitación de mi mente… En este lugar, puedo estar conmigo mismo… en paz… calmado… libre… Aquí no tengo presiones, ni preocupaciones, ni miedos… Nada ni nadie puede influirme… Puedo pensar… ver las cosas como realmente son…

Estoy sentado como un observador, viendo a través de dos ventanas… Estas ventanas son mis ojos… No soy los ojos… Soy consciente de quién está observando a través de estos ojos… Soy distinto de todo lo que estoy viendo…

Percibo esa separación entre el observador y lo observado… Observo las cosas que me rodean sin juzgar, sin analizar… Simplemente observo permaneciendo en paz conmigo mismo…

Veo este mundo como un escenario de una gran obra de teatro ilimitado… cada ser humano es un actor interpretando su propio papel… yo simplemente observo desde mi habitación interior… las cosas vienen y se van… nada es permanente… No necesito preocuparme por nada ni por nadie… dejo que las cosas sean… fluyan… estoy en paz… calmado… comparto esta vibración de paz con todo lo que me rodea.

<Det tots els Colors>: Muchas gracias Miriam por regalarnos tu sabiduría y ayudarnos a cuidar nuestra Vida Interior, algo muy necesario en el momento actual que estamos viviendo. Trabajar el silencio y la paz personal es fundamental si queremos transformar nuestro entorno.

* Entrevista a CRISTINA MORENO, Enfermera y Consellera del Consell de Mallorca:”Todo lo que he aprendido y ha valido la pena me lo han enseñado las personas”.

Entrevista realizada por <De tots els Colors>: Elena Lorente Guerrero.


CRISTINA MORENO MULET:

– EL SISTEMA ES PERVERSO. Despersonaliza, deshumaniza a las personas y las despoja de lo único que tienen: Su historia Vital.  El sistema NO SE ARTICULA EN TORNO A LAS PERSONAS, el centro todavía son los profesionales.

– ENFERMERÍA debe estar presente en las decisiones políticas como el resto de miembros de una comunidad muy especialmente, cuando constituye la profesión  mayoritaria del sistema sanitario.

– Creo que los “valores de la profesión” son una construcción teórica y que LO IMPORTANTE SON LOS VALORES DE LAS PERSONAS: la solidaridad, la justicia social, la lucha contra las desigualdades.



Me llamo Cristina Moreno, soy Enfermera y tengo 35 años. Soy profesora de ética y casi “licenciada en filosofia” (Tengo aparcado el último año hace unos meses). He ejercido durante 13 años como enfermera asistencial y gestora básicamente en unidades de cuidados intensivos. Profesora colaboradora en la Universidad de les Illes Balears desde 2008;  he  estado 7 años como profesora asociada.

Desde 2007 soy Consellera en el Consell de Mallorca.

Todo lo que he aprendido y ha valido la pena me lo han enseñado las personas. Creo que lo mejor que he hecho en mi vida fue irme a trabajar con la Madre teresa de Calcuta en el año 1997.

Mis experiencias como familiar en el sistema sanitario, muy especialmente la muerte de mi padre en 2002, también me han ayudado a intentar ser y luchar por la mejora de la profesión enfermera.

Las experiencias vitales resultan claves, -aunque no para todo el mundo imprescindibles-,  para construir nuevas formas de ver la vida y en nuestro caso, la profesión.


  • CON PERMISO DE CARL R. ROGERS ¿EN QUÉ CONSISTE EL PROCESO DE CONVERTIRSE EN ENFERMERA?

En un proceso de crecimiento profesional, no desvinculado de lo personal. A mi modo de ver se trata de una forma de entender el mundo en la cual se prioriza una acción: ayudar y atender a las personas, las comunidades y los grupos dentro de su proceso de salud-enfermedad. Precisa de una cualidad básica, la no trivialización ni menosprecio del sufrimiento del otro y de unos conocimientos y habilidades que provienen del campo profesional.


  • ¿QUÉ ES PARA TÍ LA EXCELENCIA EN EL CUIDADO?

El concepto excelencia tiene diferentes significados y sus raices se encuentran en el concepto de virtus o areté. Combinando ambos creo que se trata de combinar los componentes científicos como el rigor y los éticos como el respeto por las personas, el diálogo, etc… y poder responder a las necesidades que tienen.


  • ¿ÉTICA PERSONAL O ÉTICA PROFESIONAL?

Las dos, no creo que se construya la segunda sin la primera. Sé que los planteamientos de la ética de la virtud por los cuales  debemos saber cómo deben ser las personas: responsables, tolerantes, solidarias, etc.… aplicados a la ética profesional pueden parecer muy complejos de implementar pero cada vez más, creo que de no ser así serán muy difíciles de llevar a la práctica.

  • CUANDO UNA PERSONA INGRESA EN UN HOSPITAL , DE REPETENTE DEJA DE SER PERSONA PARA CONVERTIRSE EN PACIENTE Y EN MUCHAS OCASIONES YA NADA LE PERTENECE: NI EL DIAGNÓSTICO, NI LA INFORMACIÓN, NI LA CAPACIDAD DE TOMAR DECISIONES, … ¿POR QUÉ ES TAN AGRESIVO EL SISTEMA SANITARIO?

El sistema es perverso, como dice Marta Durán en su artículo “La intimidad del cuidado y el cuidado de la intimidad”, porque despersonaliza a la persona, la deshumaniza y la despoja de lo único que tiene: su historia vital. Esto sucede porque el sistema no se articula en torno a la personas, sino alrededor de los profesionales.


  • LAS DECISIONES CLÍNICAS ¿SON SIEMPRE DECISIONES ÉTICAS? ¿SE RESPETA LA AUTONOMÍA DE LA PERSONA?

Sí. Se ha diferenciado la parte técnica y la ética a nivel analítico pero cada vez más, soy más reacia a ese tipo de clasificaciones. Hacer las cosas bien técnicamente demuestra un gran compromiso a nivel ético. Lavarse las manos no sólo es una acción dentro de un procedimiento es un compromiso con el deber de no causar ningún daño a la persona a la que cuidamos. Por otra parte, una decisión que de verdad quiera integrar el componente ético y clínico no puede olvidarse de los valores del sujeto: de la persona, de la familia o el grupo. En este aspecto, a a pesar de que los pasos son cada vez mayores , creo que todavía nos encontramos en pañales. La incorporación en la toma de decisiones del usuario es un camino que se ha comenzado a transitar.

  • ¿QUÉ DERECHOS TIENEN LOS USUARIOS? ¿ESTÁN CONTEMPLADOS EN ALGUNA LEY?

Las personas usuarias del sistema sanitario tienen muchos derechos reconocidos en el marco jurídico estatal y de las comunidades autónomas. Tienen derecho a recibir información y a rechazarla, a que se respete su intimidad no sólo la relativa a la confidencialidad de los datos, también a otras dimensiones como la espiritual, la corporal, la emocional, etc.

Por otra parte, también tienen derecho a morir de una forma digna y a recibir los cuidados necesarios en caso de falta de autonomía o de encontrarse en una situación de dependencia.


  • HÁBLANOS DEL ROL DE LA ENFERMERA COMO DEFENSORA DEL PACIENTE.

A mi modo de ver este rol es crucial en el momento en el que se encuentra el sistema. El usuario, si verdaderamente pudiese ejercer su poder con autonomía, no necesitaría esta defensa. Pero dada la perversión de la que hemos hablado antes, es necesario que las enfermeras/os y el resto de profesionales de la salud adquieran un compromiso fuerte por defender al paciente y orientarle sobre la utilización adecuada de los recursos. El papel de “nursing advocacy” debe ser visto como un papel necesario hasta conseguir que el usuario ejerza su autonomía de forma independiente, lo que no creo que sea posible hasta que el sistema le permita hacerlo.

  • ¿QUÉ FUNCIÓN TIENEN LOS COMITÉS DE ÉTICA DE LOS HOSPITALES? ¿RESUELVEN LOS CONFLICTOS DE EQUIPO?

Los comités de ética asistencial tienen un papel de asesores dentro del sistema. Pueden ayudar a clarificar algunas situaciones complejas que a los profesionales asistenciales les causen dificultad, pero la resolución de un conflicto precisa de la voluntad de todas las partes.

  • PACIENTE Y FAMILIA: CUANDO LAS DECISIONES SON MOTIVO DE CONFLICTO.

Aquellas situaciones en las que se produce un conflicto entre el paciente y su familia son de una extremada complejidad. La enfermera debe intentar saber donde se encuentran lo límites entre el respeto  al paciente, el soporte a la familia, su papel como profesional y el marco jurídico que en determinadas ocasiones es clave. Las relaciones interpersonales son las situaciones más complejas a las que se enfrentan los profesionales cada día. A pesar de ello siguen siendo las menos habituales porque muchas enfermeras huyen de abordarlas.

  • ACABA EL TURNO DE TRABAJO, LA ENFERMERA SE QUITA LA BATA Y SIGUE CON SU VIDA, DESEMPEÑA OTROS ROLES, PERO PARA EL RESTO DE LA SOCIEDAD SIGUES SIENDO ENFERMERA LAS 24 HORAS DEL DÍAS. ¿IMPLICA RESPONSABILIDAD SOCIAL? ¿LA ENFERMERA ES UN MODELO, UN REFERENTE?

El turno se acaba, la ética no. La responsabilidad social basada en los valores de ciudadanía no se acaba el entorno laboral, se ejerce con las familias, con los vecinos, e tc. De hecho, muchas veces es más fácil llevarlo a cabo en el entorno profesional y más difícil en casa. La coherencia ética es clave para forjar valores y actitudes pero también requiere de un esfuerzo que en ocasiones puede resultar agotador, por eso, al menos, debemos conservar muchas de nuestras acciones en la práctica profesional.

  • ¿QUÉ TE HA APORTADO LA DOCENCIA?

La capacidad para creer que el cambio es posible y a la vez la necesidad de ser humilde y comprender que la educación no es un proceso de adoctrinamiento. El aprendizaje es un complejo entramado que precisa dedicación y perseverancia. ¡Pero hay que ser paciente! ¡Mira la maravilla de las estalactitas y las estalagmitas! ¡Contempla el trabajo de millones de años y dime si no es fácil soñar que algún día podrá ser!!

  • SEGÚN TE EXPERIENCIA ¿CÓMO VIVEN LAS ALUMNAS/OS DE PRÁCTICAS O LAS ENFERMERAS/OS NOVELES EL CHOQUE CON LA REALIDAD DEL SISTEMA SANITARIO? ¿SE LES PREPARA PARA ELLO?

Yo creo que sí. Se intenta equilibrar la energía y la ilusión por construir un sistema sanitario de calidad desde una capacidad crítica y transformadora ni pesimista ni utopista, simplemente realista. Ahora bien, no sé si los estudiantes de enfermería salen preparados para “batallar” en un sistema que no siempre reconoce ni refuerza al buen profesional.


  • TRABAJAR MANTENIENDO LOS PRINCIPIOS ÉTICOS, SER COHERENTE Y NO CONTAMINARTE CON LA DINÁMICA DE TRABAJO DEL DÍA A DÍA  RESULTA COMPLEJO. ¿QUÉ ESTRATEGIAS HAS SEGUIDO PARA CONSEGUIRLO?

Puedo comentarlas pero no me atrevo a aconsejarlas. Siempre he intentado poner por delante el beneficio de los pacientes y las familias por encima del corporativismo, pero eso también ha sido muy duro. He llorado mucho y no siempre ha sido fácil, pero lo volvería a hacer si fuese necesario.


  • ¿DESEAS COMPARTIR ALGUNA EXPERIENCIA QUE HAYA SUPUESTO PARA TÍ UNA PARTICULAR COMPLEJIDAD?

Si me lo permites, más que complejidad me gustaría contar una experiencia que me hace estar muy orgullosa de ser Enfermera:

Una noche, a las 04 de la madrugada un señor al que operaban a las 08 del corazón me llamó y me dijo que tenía miedo a morir y que quería casarse con la que había sido su pareja. Hubo que llamar al juez, al sacerdote, a un amigo para poder celebrar la boda. A las 05:30h se casaban y yo soy su madrina de boda. Cada año, desde hace 12 años,  el día de Santa Cristina y para Navidad me llaman para felicitarme. ¡Gracias, Toni e Isabel! Creo que la enfermera que entienda esta historia entenderá el significado real de satisfacer las necesidades de las personas.


  • ¿QUÉ SON PARA TI LA ÉTICA Y LA ESPIRITUALIDAD EN ENFERMERÍA?

La espiritualidad la concibo desde un entorno íntimo  y personal.

La ética la concibo desde una perspectiva social y por lo tanto profesional. Los valores espirituales son propios de las personas, el papel de los profesionales de enfermería es conocer esta dimensión para poder proporcionar unos cuidados adecuados. Los valores éticos son la base de la vida social  y también deben, – a mi modo de ver- ser la base de la práctica clínica, la pregunta es ¿Qué valores son los adecuados? En este sentido, las y los enfermeros se han preocupado por contestar a esta pregunta y se han propuesto éticas profesionales desde diferentes perspectivas pero creo que todavía construimos desde patrones rígidos y en ocasiones poco fundamentados dando como resultado una ética profesional poco homogénea cuando observamos el sistema sanitario.

  • ¿QUÉ ES EL CUIDADO DE LA INTIMIDAD MÁS ALLÁ DE LOS CUIDADOS HUMANISTAS?

Si la intimidad es una dimensión humana no se puede cuidar más allá de estas dimensiones, ahora bien, se puede conocer mejor el alcance de estos aspectos de la experiencia a través de la ciencia, la fenomenología, etc….

  • ENFERMERÍA ESTÁ PRESENTE EN  LA POLÍTICA ¿CUÁLES SON LAS REPERCUSIONES SOCIALES?

Enfermería debe estar presente en las decisiones políticas como el resto de miembros de una comunidad, muy especialmente, cuando constituye la profesión  mayoritaria del sistema sanitario. Ahora bien, cada vez más creo que los “valores de la profesión” son una construcción teórica y que lo importante  son los valores de las personas: la solidaridad, la justicia social, la lucha contra las desigualdades.

Si hay enfermeras con estos valores deben dedicarse a la política, pero si hay personas con estos valores, aunque no sean enfermeras también. Abstenerse enfermeras o cualquier otro profesional sin valores.

Las personas con valores aportan lo verdaderament importante , la preocupación por las personas, el bien común y el interés general tan importante en un momento en el cual la política se encuentra muy desacreditada.


  • ¿QUÉ HA SUPUESTO PARA TÍ SER MIEMBRO ACTIVO DE LA POLÍTICA BALEAR?

Un aprendizaje sobre la importancia de las acciones  y la complejidad para garantizar el  bien común. Los resultados son complejos pero muy eficientes si se llevan a término. Pequeños cambios pueden mejorar la vida de muchas personas.


  • ¿QUÉ APORTACIÓN ESPECÍFICA, QUÉ VALOR AÑADIDO OFRECES COMO ENFERMERA A LA POLÍTICA BALEAR?

No sé si yo debería contestar a esta pregunta o preguntársela a mis compañeros. Algunos dicen que soy como “un Pepito grillo”, yo no sé si a veces resulto un poco pesada. Pero te puedo asegurar que la perspectiva del bien común está cada día presente.


  • ¿DESEAS COMPARTIR ALGO MÁS CON NOSOTROS?

Te quisiera dar las gracias y acabar con un mensaje en positivo:

Soy consciente de las dificultades que tenemos para llegar a ser excelentes profesionales, pero también sé que sin esa voluntad de cada uno y cada una de nosotras, no será posible.

Una amiga mía dice: “El miedo es la brújula que indica el camino a seguir”. Animo desde aquí a todo el mundo, podemos llegar a tener la fuerza de las estalactitas, o estalagmitas, o como se diga, ¡que más da!

<De tots els Colors>: Muchas gracias Cristina por tu  compromiso con la sociedad,  tu trabajo coherente, y por la búsqueda de la excelencia personal y profesional. Gracias por tu ética de máximos.

Entrevista a MONTSERRAT BAYEGO, Enfermera comprometida con la Vida, con la Esencia del Ser Humano: “Sería un gran logro que las Terapias Naturales y/o Complementarias llegaran a ser apreciadas y respetadas por todos los profesionales de la salud.”

Entrevista realizada por <De tots els Colors>: Elena Lorente Guerrero.

Montserrat Bayego i Salvador es Enfermera, Matrona, Especialista en Enfermería Pediátrica, Fisioterapeuta, Licenciada en Antropología social y cultural, Bach Practitioner y Experta en Terapias Naturales y Complementarias.

Docente colaboradora en diversas instituciones, entre ellas el Col.legi Oficial d’Infermeria de Barcelona (COIB), impartiendo formación para Enfermeras sobre Terapia Floral de Bach, Masaje Infantil, Tacto Terapéutico y Reflexoterapia Podal. Participa también en proyectos de educación para la comunidad centrados en el ámbito familiar.

Fue docente de  Terapia Floral de Bach en el Postgrado de Enfermería y Terapias Naturales de la recientemente desaparecida E.U.I. Santa Madrona de Barcelona.

Autora de contenidos en la web del COIB “La Infermera Virtual.

Desde 1991 ejerce la Enfermería de forma autónoma en el espacio compartido CENTRE D’ASSESSORAMENT desde la perspectiva de las Terapias Naturales y/o Complementarias.

MONTSERRAT BAYEGO I SALVADOR:

“LA ESPERANZA es llegar a ver como van de la mano la Enfermería y la Medicina convencional con las Terapias Naturales y Complementarias dentro de la estructura sanitaria. Que puedan llegar a todos/as y que sea una opción libre.”

“FELICIDAD ES: sentir que se está donde se debe estar, haciendo lo conveniente, compartiendo la vida con personas queridas, que nada sobra ni falta y con motivación para seguir creando y disfrutando de todo ello. ¿Sería esto un patrón vibratorio favorable? Si lo fuera, sería felicidad y seguramente, salud.”

 


¿CUÁL HA SIDO TU TRAYECTORIA PROFESIONAL?

Todo empezó estudiando enfermería. Estaba entre biología o medicina. Y después de pasar la selectividad para la segunda, en el último momento, decidí Enfermería. Fue una “no casualidad especial”. Una compañera de estudios previos me habló de la Enfermería, concretamente de Santa Madrona y, en aquel momento, ya a punto de matricularme, tomé una alternativa. Ahora no la cambiaría, pero no sé si entonces fue reflexionada o no, fue como un impulso. Hubo momentos de crisis en la carrera pero con la claridad de estar donde tenía que estar y con la idea que era para después poder ser matrona. Las criaturas son lo más perfecto y su nacimiento lo más extraordinario. Después sentí que, para poder ejercer mejor, los conocimientos de Fisioterapia me ayudarían y completarían como profesional, así como  también la especialidad de Pediatría.

Aunque todos estos estudios fueran desde el academicismo más convencional, mi experiencia más intima y personal siempre había estado acompañada del mundo natural, ya desde una vivencia en el ámbito familiar. Cuando entré al mundo laboral ponía  en práctica todo lo que había aprendido, pero no podía evitar estar constantemente intentando encontrar otros remedios y otra forma de cuidar a las personas. Los estudios de Enfermería, en aquellos años finales de los 70s., no me podían aportar  la visión que  necesitaba. Fue cuando tuve que buscar en la Naturopatía, era lo más parecido.

Tengo que agradecer a una persona, Esther Menoyo, la misma compañera que en su día me hablo de la Enfermería. Apareció otra vez en mi vida y me mostró un nuevo camino a recorrer: la reflexoterapia podal; también por una “no casualidad” y también en el “momento especial”. Acababa de nacer mi segundo hijo y se avecinaban grandes cambios para mí hacia una orientación definitiva. Procuré formarme en todas las terapias que me fue posible quedando sobretodo fuertemente impresionada por la terapia floral del Dr. Bach, a la cual le debo mucho personal y profesionalmente. Y, finalmente, para entender todavía más al ser humano, volví a la universidad para estudiar Antropología social y cultural. Y, nunca se sabe, quizás …

Si te parece bien, primero explicaré el paso por el sistema sanitario oficial. Hacia el 1982, más o menos, conseguí una plaza en propiedad de asistencia primaria en la seguridad social. Una plaza muy cómoda, cerca de casa, ideal. Pero donde no podía tener iniciativas ni trabajar en coherencia con mis ideas de salud/enfermedad/persona. Hacia el 1985, quizás tomando como excusa el nacimiento del segundo hijo y para poder ocuparme mejor de los dos tomé excedencia. Así también podría aprovechar para estudiar todo lo relacionado con las terapias complementarias mencionado anteriormente.

Hacía poco tiempo había empezado a colaborar como comadrona en las sesiones de preparación maternal en una clínica, donde conocí a la que seria la compañera de proyecto del Centre d’Assessorament.

Antes de trabajar en el ambulatorio, y desde que acabé Enfermería el 1977, había estado haciendo muy variadas suplencias en muchos centros hospitalarios sobretodo como matrona. Y antes de abrir el centro también estuve en la consulta de medicina biológica a la que debo y tengo que agradecer experiencia, sobretodo en reflexoterapia podal; un nombre muy muy querido: Dra. Montserrat Noguera.

Llegó el momento oportuno y después de trabajar las ideas sobre el papel durante más de un año con Neus Calleja, mi compañera, “nació” el Centre d’Assessorament que está a punto de cumplir 20 años. Ella es psicóloga, acababa de tener a su primera hija y no sé bien como fue, nos encontramos hablando de todo lo que se podría llegar a hacer con los/as pequeños/as, y preguntándonos porqué no se estaba haciendo.

Las dos estábamos “buscando” nuestro camino. Fue así como decidimos caminar juntas ofreciendo a la población aquello que encontrábamos en falta: estimulación infantil y asesoramiento para promover la salud integral en el ámbito familiar. Convirtiéndose el Centre d’Assessorament, también, en el espacio óptimo para desarrollar una Enfermería diferente, sin abandonar todo lo aprendido de forma convencional pero aplicándolo desde otras perspectivas y completándolo con otras técnicas.


  • ¿CUÁL FUE LA RESPUESTA DE LA POBLACIÓN ANTE UNA CONSULTA PRIVADA DE ENFERMERÍA VEINTE AÑOS ATRÁS ?

No fue fácil. No era habitual una enfermera en consulta autónoma si no era para practicar curas, tomar la tensión arterial y poner inyecciones. En aquel momento, por lo que recuerdo,  la gente no sabía muy bien que era una enfermera, que podía hacer, cuales eran las funciones propias que podíamos desempeñar.  Aún nos veían como el/la ATS.

Una enfermera que, autónomamente, pretendiese atender a las personas aconsejando sobre formas de vida saludable para promover la salud, como cuidarse para prevenir la enfermedad, así como remedios que podían contribuir a curarse de su estado mórbido, era una cosa impensable.

Así que quizás no te podías presentar como enfermera aunque siempre quedaba implícito. Trabajaba aportando otras maneras de cuidar desde las Terapias naturales y Complementarias aunque los/as usuarios/as no estaban acostumbrados a que fuera una enfermera fuera del sistema la que hiciera éste trabajo. Nunca colgué títulos en las paredes, tampoco uso bata sanitaria. Si alguien pregunta le explico quién soy, que he estudiado y porqué trabajo de esta manera.

Pienso que los títulos solo quieren decir que se ha tenido la posibilidad y el privilegio de aprender, pero no necesariamente asegura que se ha aprendido lo suficiente. En realidad, siempre nos estamos formando y la mejor escuela es la vida, nuestros propios hijos como espejos y, como no, las personas que acuden a la consulta a quienes (unos y otros) quiero aquí agradecer públicamente su confianza. Fue para comprender y conocer más al ser humano en el mundo que finalmente me licencié en Antropología Social y Cultural.

Cuando empecé a trabajar de forma liberal en el Centre d’Assessorament, no sabía donde llegaría pero supongo que en el fondo lo que deseaba era lo que ha acabado pasando. Poder hablarlo abiertamente,  que  reconozcan tu trabajo como enfermera los/las clientes pero también el colegio profesional, y, finalmente, poderlo transmitir a través de acciones docentes diversas.

Me siento feliz, y es muy importante para mí poder hablar de terapias naturales y Complementarias como instrumentos a utilizar en las funciones propias de la Enfermería. Es como un regalo, conseguido con mucho esfuerzo pero un regalo. Y un privilegio y agradecimiento llegar a ver que tareas que quizás escondías o por las que casi eras perseguida en aquella época, ahora son apreciadas y reconocidas.


¿TE SENTISTE EN ALGÚN MOMENTO PERSEGUIDA O SEÑALADA CUANDO EMPEZASTE A TRABAJAR CON TERAPIAS COMPLEMENTARIAS?

Hace muchos años sí cuando, en calidad de matrona, intentaba que los partos fueran de otra manera, distinto de cómo se estaban asistiendo en los centros hospitalarios.

Después, al salir del sistema sanitario convencional y trabajar como profesional liberal fue muy diferente. Cada uno en su casa o en su Centro propio de trabajo hace las cosas como cree oportuno. Y si las personas que acuden lo hacen libremente, y normalmente son personas que ya tienen claro estas otras formas de proceder en el terreno de la salud y la enfermedad, entonces todo es fácil, espontáneo, una gozada y un privilegio.

Recuerdo, con enorme agradecimiento, la vez que en la Escuela Universitaria de Enfermería,tristemente desaparecida, Santa Madronala enfermera y profesora Dolores Martínez, que había sido mi tutora cuando estudié en dicha escuela, se enteró de cómo estaba trabajando de forma autónoma. Me ofreció poder ir un día a explicarlo a los alumnos de tercero de enfermería. Y otra enfermera y profesora, Marta Torroja, me ofreció un tiempo de sus clases para que lo pudiera hacer. Fue un honor que también le agradezco.

No sabía bien que explicar, hice unas transparencias y conté cómo había surgido la idea de montar el centro, como había derivado hacia una asistencia diferente para promover la salud utilizando las terapias complementarias.

Fue la primera vez que mencioné las flores de Bach, dándoles una relevancia en mi ejercicio profesional. Para  mí son una pasión, no lo puedo disimular. Me acuerdo que estaban todos los alumnos y en la última fila estaba mi tutora, y cuando acabamos dijo: “podrías hacer un proyecto y presentarlo porque quizá pueda interesar esto”.

La semana siguiente ya tenían un proyecto sobre la mesa. El cual fue valorado con mucho cariño por la Directora de la Escuela, Montserrat Teixidor, y así empezó la asignatura optativa de terapia floral del postgrado que en aquellos días se impartía en dicha escuela.

¡Tengo que agradecer tanto!, que nunca agradeceré lo suficiente. Para mi fue un salto de lo subterráneo a la meseta, con el sol brillante; fue un salto enorme, de una forma inesperada.

Pienso que he tenido la gran suerte de encontrar personas en mi camino que me han dado la posibilidad de visibilizar lo que estaba haciendo y compartirlo. En otra ocasión y de una manera semejante pude llevar las flores de Bach al colegio oficial de enfermería de Barcelona de la mano de Núria Rossell. La ocasión no la puedes dejar perder.  Muchas gracias también al colegio por haber confiado en estos contenidos y haberlos valorado como adecuados a la práctica enfermera.

 

  • ¿QUÉ OFRECES ACTUALMENTE EN TU CONSULTA?

Ofrezco diversas formas de atención que integran una única manera de acompañar, de cuidar, desde el conocimiento enfermero y las terapias nombradas, para preservar la salud o para encontrar remedios cuando se está enfermo.

Hago propuestas y cada persona se acoge a aquellos consejos y/o tratamientos que en aquel momento consideran que les pueden ser de utilidad. Para mi es de gran trascendencia la autonomía del/la cliente/a. Cada persona ha de decidir y ser responsable de su salud.

Acuden personas de todas las edades, familias enteras. Para estar mejor de salud y para recuperarla cuando enferman.


 

  • ¿CON QUÉ TERAPIAS ACOSTUMBRAS A TRABAJAR?

Todo lo aprendido en Naturopatía ha sido de mucha utilidad: fitoterapia, dietoterapia, homeopatía, oligoterapia, algún tipo de masaje, conceptos generales del higienismo, de cuidar de ti mismo de la manera más natural posible, no alejarte de la naturaleza, la hidroterapia, …todo lo que normalmente abarca la Naturopatía.

Así como “leí” distinto la enfermería que había aprendido, lo mismo hice con la fisioterapia. Nunca he utilizado aparatos, sólo  las manos. Practico terapias reflejas y energéticas, y busco la rehabilitación de la persona desde el conocimiento del propio cuerpo, con una buena higiene postural y teniendo muy en cuenta como las emociones se “fijan” en los músculos trastornando todo el organismo.

Muy especialmente trabajo con la terapia floral del Dr. Bach. Considero que es de gran utilidad para prevenir la enfermedad si consideramos su origen emocional. Es de gran ayuda para las personas en cualquier etapa y condición vital.

  • ¿QUÉ RELACIÓN EXISTE ENTRE ENERGÍA-SALUD Y ENFERMEDAD?

Pienso que no habría vida si no hubiese energía, entiendo que la concreción de la vida, de esta energía, es el cuerpo material que tenemos, y, considero,  que salud y enfermedad son dos expresiones diferentes de esta vida, de esta energía que se concreta en un cuerpo.

Entonces, siempre que hay un desequilibrio en esta energía, que es lo que realmente da la vida al cuerpo que le es vehículo, cuando está disarmónica, la forma de manifestarse la desarmonía son las alteraciones que vemos en dicho cuerpo, lo que llamamos enfermedad, los síntomas que se manifiestan.

Vivimos en un continuum salud-enfermedad. Todos, a lo largo de nuestra vida terrenal, en tanto que seres imperfectos que nos desequilibramos constantemente y nos reequilibramos, vamos pasando por diferentes momentos de salud y enfermedad.

Pero hace falta diferenciar la enfermedad que solo es todavía disfunción, y que sería un fluctuación de la salud ligera y relativamente fácil de reequilibrar, de la que ya no es disfunción sino que es degeneración, lo que llamamos cronicidad. En éste segundo supuesto, puede ser que podamos conseguir un cierto reequilibrio pero no una curación completa en el sentido físico. Sí una curación en el sentido energético.

Quisiera aclarar, antes de seguir adelante, que el hecho de hablar de energía no obvia la existencia de gérmenes potencialmente infectivos, de tóxicos de diversas procedencias, de alimentos no convenientes, etc, como elementos generadores de enfermedad.

Si una persona está viviendo demasiado tiempo con un desequilibrio energético importante, puede llegar el momento en que el daño hace mella en el cuerpo físico. Éste se deteriora y empieza a degenerar, aparece una lesión orgánica, a veces sistémica, y puede, con el tiempo, llegar a un punto de no retorno por lo que hace a la lesión tisular.

Dicho de otra forma, a pesar de que el cuerpo humano tiene una gran capacidad de regeneración, puede llegar al agotamiento de dicha capacidad. Pero la energía siempre es reequilibrable mientras no llegamos al final de la vida. Puede haber curación energética aunque el cuerpo ya no se pueda curar y sobrevenga la muerte del organismo.  Gracias a la armonización de la misma podrá morir en paz.


 

  • ¿Y  ES VISIBLE A LOS OJOS?

Yo pienso que muy visible a los ojos, pero más visible en el bienestar de la persona. Aquella persona a quien has visto sufrir mucho, que ha padecido una enfermedad grave, llega a a la fase final de vida y  va  reconciliándose consigo mismo/a y con todo lo que le rodea.

Dicho de otra forma, va reequilibrando sus emociones, su energía. Pronto morirá porque el cuerpo físico ya está muy deteriorado. Aún así,  puede morir en paz, feliz, con serenidad. Podríamos quizás decir “curado” espiritualmente hablando.

  • ¿ES LO MISMO ENFERMEDAD DISFUNCIONAL QUE ENFERMEDAD SUBCLÍNICA?

No necesariamente; si entendemos por subclínico que la persona no presenta síntomas objetivables. Más bien se parecen si consideramos subclínico que no hay pruebas, por ejemplo una analítica en la que puedas demostrar que allí ocurre algo, pero disfuncionalmente  hay síntomas perfectamente observables. No es tan fácil ni exacto el límite.

Hay muchas personas que, por ejemplo, tienen muchas molestias en su aparato digestivo. Si no podemos objetivar al explorar según diferentes técnicas, quizás no se podrá etiquetar una patología médicamente hablando.

Pero la persona se siente muy mal, puede presentar importante flatulencia, vomitar, tener malas digestiones, puede presentar muchas molestias reales observables. Esto es una disfunción, y a cualquier nivel del organismo puede haber una disfunción. Y si persiste puede acabar siendo una lesión en los tejidos, de más difícil recuperación.

Podemos considerar la disfunción como la fase en la que el cuerpo “se queja” a nivel energético y lo exterioriza en forma de síntoma. Los tejidos no están dañados por eso la medicina convencional puede no ver nada radiológicamente,  ni haciendo analíticas, ni haciendo ecografías. Pero energéticamente está disfuncional y  la persona tiene los síntomas. Y esto es lo que es curable, porque si la energía se reequilibra, como la parte orgánica del cuerpo no está dañada, la persona se puede volver a encontrar bien, perfectamente.

La medicina, a veces,  empieza a actuar cuando tiene datos objetivos para entender ese síntoma y puede ser demasiado tarde para curar. Por suerte, cada vez más está trabajando de forma preventiva aconsejando modos de vida saludable.

Algunas veces, se puede estar tratando el síntoma de tal manera que lo que se hace es “taparlo, disimularlo, anularlo” pero no se está actuando en la causa. Quizás la disfunción aparentemente mejora, pero se manifestará disfuncional por otro lado. El cuerpo es uno, todas sus partes se relacionan y están interconectadas.

Podemos hacer una metáfora: una olla a presión con cuatro o cinco válvulas de escape. Si tapamos una (un síntoma),  el vapor saldrá por  otra válvula (otro síntoma) y si las tapásemos todas, llegado a un punto explotaría.

Quizás no guste esta comparación. Pero es una realidad que el cuerpo necesita bajar la tensión que le produce un exceso de tóxicos acumulados,  o de energía que no circula, en forma de síntomas. El organismo humano siempre se esfuerza para sacar hacia fuera como sea lo que le está entorpeciendo. Y lo hará hasta el agotamiento: la enfermedad incurable.
DESDE LA PESPECTIVA QUE TE DA AÑOS DE EXPERIENCIA Y FORMACIÓN ¿PIENSAS QUE EL ORIGEN DE LA ENFERMEDAD SERÍA UN PATRÓN VIBRATORIO DISTORSIONADO?

Considero que cualquier fenómeno siempre es multifactorial, siempre hay más de una causa. El origen de la enfermedad también. Pero lo que no podemos obviar es este  nivel mas intimo y esencial de la persona que es el energético. Si el cuerpo energético no está bien ¿como podrá estar bien todo lo demás?.

Es la sensación que podemos obtener al observar una persona que se alimenta muy bien, está muy bien cuidada y acompañada, tiene todos los recursos humanos considerados necesarios, puede dormir todas las horas recomendables, no pasa nunca frío, respira aire limpio, etc… pero, si no es feliz ¿estará sana?  ¿Qué es ser feliz?, ¿como se siente o está una persona feliz?

Es difícil de explicar y existen muchas maneras de hacerlo desde el sentir de cada uno/a. Una muy sencilla:  sentir que se está donde se debe estar, haciendo lo conveniente, compartiendo la vida con personas queridas, que nada sobra ni falta y con motivación para seguir creando y disfrutando de todo ello. ¿Seria esto un patrón vibratorio correcto? Si lo fuera, sería felicidad y seguramente, salud.


 

  • HABLANDO DE LAS CAUSAS MULTIFACTORIALES DE LA ENFERMEDAD ¿ESTAR EN ARMONÍA PERMITE SER MENOS VULNERABLE A LOS FACTORES EXTERNOS?

Estar en armonía de alguna forma puede ser un escudo protector si hablamos de energía. Lo mismo que si habláramos de personas seguras de sí mismas, pensaríamos que tendrían mayor facilidad para afrontar situaciones difíciles.

Un buen equilibrio también puede facilitar  encontrar y escoger el recurso adecuado, y que éste resulte útil para la resolución del problema de salud.

Y fijémonos, ya no hablamos de enfermedad, sino de problema de salud. La salud de determinada persona ahora tiene un  problema. No necesariamente la persona está o se siente enferma.

El concepto “estar enfermo” a veces es un poco duro porque es como “instalarse” en un estado. No tiene tanto esa connotación de continuum salud-enfermedad según la cual la persona podría decir: mi salud ahora está deficitaria pero la puedo mejorar. Es decir: Esperanza y responsabilidad.


 

  • ¿CÓMO PODEMOS PROTEGERNOS DESDE LA PREVENCIÓN FRENTE A TRANSGÉNICOS, CONTAMINACIÓN ELECTROMAGNÉTICA, RADIACIONES, …?

Primero no angustiándonos excesivamente pues es una realidad que no podemos obviar fácilmente, nos ha tocado vivir esta época.

¿Y por qué no angustiarse excesivamente? pues porqué el sufrimiento que nos produce angustiarnos pensando que no lo podemos evitar también es contraproducente y perjudicial.

Es bueno que confiemos en el ser humano y en su capacidad para adaptarse al medio. Pero, por supuesto, sería bueno evitar todo  lo que podamos aquello que nos puede perjudicar.

Desde la perspectiva que estamos presentando hay que considerar que el cuerpo siempre intentará deshacerse de lo que le molesta y esto es lo que llamamos enfermedad. Cuantas más sustancias le pongamos que le sean ajenas, más síntomas hará, más se quejará, más enfermedad tendremos.

Si queremos prevención lo primero es no ensuciar el terreno. Estaríamos hablando de evitar un exceso de aditivos, alimentos modificados,…y lo que queramos considerar como tóxico. La idea sería mantener el cuerpo lo más limpio posible en todos los aspectos, sobretodo por dentro.

Y cuando decimos el cuerpo, también decimos la mente. Determinados pensamientos también generan toxinas capaces de enfermarnos: la rabia, la envidia, el miedo,…


 

  • ¿CUÁL ES LA DIFERENCIA ENTRE TERAPIAS NATURALES Y TERAPIAS COMPLEMENTARIAS ?

Desde mi punto de vista, quizá no podemos decir que haya terapias naturales, o diríamos que las que lo eran ya no lo son. Antes  íbamos a un herbolario, o  algunas personas iban a la montaña y cogían las plantas y se las tomaban. Había un diálogo más directo con la naturaleza. Un uso aprendido por transmisión oral o  por empirismo puro y duro: lo utilizo y me va bien. Quizás así podríamos hablar de terapias naturales.

Después todo se ha transformado, se ha tecnificado tanto, que cuando tomas una pastilla de alcachofera, por ejemplo, ¿es una terapia natural?, para mí no.

El término Complementarias viene a dar una explicación: que no son alternativas. Decir de algo que es  alternativo puede tener una connotación  excluyente: “hago lo uno o lo otro”, tengo que escoger, pero no las dos cosas a la vez.

La medicina convencional, en parte,  las ha considerado alternativas porqué no las ha reconocido como útiles. No las ha integrado, las ha separado y lo que es peor, normalmente las ha desacreditado por desconocimiento.

La idea de complementariedad es precisamente considerar que no es una alternativa. Podemos hacer una cosa y la otra, ir de la mano, pueden ir juntas. Pero tenemos que hacerlo bien hecho, y si hay alguna contraindicación, alguna interferencia,  hemos de procurar no caer en un error que podría perjudicar al usuario/a.


 

  • ADEMÁS LAS CLASIFICAMOS EN TERAPIAS NATURALES, MANUALES, ENERGÉTICAS, …

Si, es muy difícil clasificarlas a mi modo de ver. Pero los humanos necesitamos clasificar para entender y por tanto, si es así, bienvenida sea cualquier clasificación que sirva para comprender y enumerar todas las que sea posible para darlas a conocer.

 

  • EN MUCHAS OCASIONES LAS PERSONAS LLEGAN A LAS TERAPIAS NATURALES Y/O COMPLEMENTARIAS COMO ÚLTIMA ALTERNATIVA ¿QUÉ OPINAS AL RESPECTO?

Que es una realidad y que sería bueno que no fuera así. Considero que en nuestro trabajo como enfermeras educadoras para la salud, seria interesante que lo fuéramos transmitiendo a la población, y en voz bien alta: cuando más efectivas son estas terapias es como preventivo o como promotoras de salud.

También es comprensible y normal que si durante una época, desde el desconocimiento, se han visto algunas prácticas como cosas de brujería,  un poco oscuras, extrañas,…. y no se les ha dado confianza, validación y oficialidad. Se entiende entonces que muchas personas lleguen a ellas como último recurso.

Otras, en cambio, quizás por su historia y usos familiares ya las tienen incorporadas de manera natural cuando enferman. Esta forma de cuidarse y cuidar forma parte de su tradición familiar ancestral.

Considero que cualquier tratamiento útil para el ser humano, nunca es tarde cuando llega. Las TNyC siempre tienen recursos a aplicar y beneficios a ofrecer.

Pero en mi modesta opinión, tanto en la medicina convencional como en la natural, y por ende en la enfermería, siempre hemos de ir a priorizar la prevención y la promoción de la salud por muchos motivos:

– uno porque si podemos llegar a sufrir menos mejor.

–  otro porque cuidarse es algo bueno que puede llegar incluso a dar satisfacción.

– Y otra razón más material y que tendrían que entender los gobiernos: porque sería mucho más barato. Nos ahorraríamos mucho dinero y muchas tareas.


  • PARTE DE LA POBLACIÓN ESTÁ ACOSTUMBRADA A TOMAR UN FÁRMACO CUANDO APARECE EL PRIMER SÍNTOMA, POR EJEMPLO UN RESFRIADO. VIVEN LA ENFERMEDAD COMO ALGO AJENO A SOLUCIONAR INMEDIATAMENTE. SIN EMBARGO, CUANDO EMPIEZAN A TRATARSE DESDE EL ENFOQUE DE LAS TERAPIAS NATURALES DESCUBREN QUE SON PROTAGONISTAS DE SU PROCESO DE SALUD-ENFERMEDAD Y DESARROLAN UN TRABAJO PERSONAL DE AUTOCONOCIMIENTO. ¿QUÉ OPINAS AL RESPECTO?

No todas las personas están dispuestas a aceptar que encontrarse mal puede no ser negativo.

Todavía hay muchas personas que no admiten o no consideran oportuno tener dolor ni un rato, ni un poquito, o tener mocos ni un día ni  medio día, o tener tos ni dos ni tres días, o tener mucha fiebre durante 12 horas.

Quizás esto es así porque se les ha explicado o han entendido que estas dolencias pueden esconder un peligro. Y el ser humano tiende e intenta evitar o neutralizar rápidamente cualquier amenaza.

Y, por otro lado el mensaje que nos han transmitido es  ¿para qué sufrir? Quizás el concepto sufrir no lo tenemos entendido como información, sino solamente como padecimiento e incomodidad.

Cuando una persona tiene síntomas, por ejemplo fiebre, ésta le está avisando de que algo pasa y, además, es uno de los mecanismos que puede poner bajo control la infección que puede haber. La inflamación también es un estado resolutivo si se la acompaña convenientemente hasta que el organismo vuelve a su estado normal. En ningún momento se está afirmando que se deba evitar una consulta médica y quizás algún tratamiento.

Solamente se trata de estar informado de cómo funcionan las capacidades del cuerpo humano para estar alerta, escucharlo y obrar en consecuencia.

Esto permitiría comprender que a menudo,  los vómitos o las diarreas son una manera de expulsar algo que entorpece el buen funcionamiento del organismo y no se debe cortar. Por poner otro ejemplo, cuando presentamos alguna alteración en la piel: picor, enrojecimiento, aunque el diagnóstico sea banal, tendemos a buscar soluciones supresivas inmediatas porqué esta apertura del cuerpo para expulsar nos resulta molesta  y no tenemos la paciencia de dejar que acabe de vaciar, de limpiar.

Esta sería una diferencia muy clara entre un cuerpo de conocimientos y el otro. Uno ayuda al cuerpo a que expulse hacia fuera lo que haga falta durante el tiempo que haga falta y lo acompaña, y el otro no, el otro considera que aquello no ha de ser así y lo para.

En general, las personas que adquieren este conocimiento se van sintiendo cada vez más seguras, tienen menos miedo, son más responsables y trabajan para su salud en colaboración con los profesionales sanitarios.


 

  • ¿PUEDE CAUSAR ENFERMEDAD LA SUPRESIÓN CONTINUA DE SÍNTOMAS?

Desde la perspectiva de la medicina natural y de cómo funcionan las  TNyC sí. Alguien que lo explica muy bien es Hans-Heinrich Reckeweg.

Se podría decir que “enfermedad suprimida se convierte en enfermedad diferida”. Como la metáfora de la olla a presión antes mencionada y las válvulas de escape. Tapamos un síntoma por un lado y la tensión orgánica sigue existiendo; y si el cuerpo aun es potente acaba saliendo por algún otro sitio en forma de otros síntomas. Si está agotado, ya no podrá. Aquel cuerpo estará quizás llegando  a fases degenerativas…, esto nos lo explica Reckeweg con sus 6 fases en un continuum salud/enfermedad.


 

  • ¿EN QUÉ ÉPOCA?

Reckeweg y el planteamiento que el llama homotoxicología, si mal no recuerdo, lo plantea en el año 1955,  ya ves, hace tiempo.

  • DESDE TU PARADIGMA ¿QUÉ  FACTORES CONSIDERAS QUE INFLUYEN EN LAS ENFERMEDADES AUTOINMUNES?

No es mi paradigma… es el conjunto de muchos contenidos que aprendes, que observas, o que consideras que pueden ser de una determinada manera y producir unos efectos.

Si consideramos que somos energía, todo aquello que desequilibre esa energía nos puede enfermar y desorganizar a nivel inmunitario.

Una forma de  evidenciarlo puede ser observando como las emociones son “recogidas” por el Sistema Nervioso Central a nivel del hipotálamo en el cerebro medio. Y como, en función de la calidad de las emociones, se producirán regulaciones distintas a nivel hormonal, sistema inmunitario, circulatorio, etc.

Más allá de que estemos programados, de que tengamos sistemas supuestamente autónomos que hacen que funcionemos, no estamos aislados del exterior. Entonces, todo lo que vivenciamos y experimentamos, lo que captamos con nuestros sistemas sensoriales va a decidir de alguna manera nuestra salud.

Aferencias desequilibradoras que persistan pueden, seguramente, contribuir a estas enfermedades autoinmunes.  Pero, obviamente, no podemos considerar causas únicas. Todo es multifactorial, como ya se ha comentado anteriormente.

  • ALGUNAS PERSONAS HABLAN CONTINUAMENTE DE SUS ENFERMEDADES…

Sería una lástima como bien dices,  que pueda haber personas que han llegado a  un punto en que su vida es la enfermedad; en lugar de ser la enfermedad solamente una circunstancia de su vida.

Todos podemos estar enfermos, pero no por estar enfermos hemos de dejar de vivir. Y podemos estar  muy enfermos y aún así ser felices. Nos puede doler alguna parte de nuestro cuerpo o todo en conjunto, pero quizás estar bien porque hay otras cosas más interesantes en ese momento.

Quizás habrá quien esté leyendo y dirá: si claro, no es un dolor de muelas en lo que yo estoy pensando, es en un cáncer, en una enfermedad degenerativa; pero todos sabemos que  hay personas con cáncer que no están mal emocionalmente hablando. Están muy enfermas pero en paz. Y otras personas con padecimientos menos graves que se encuentran muy tristes, espiritualmente perdidas, no encuentran su lugar, su camino en la vida, con o sin enfermedad.

Para sentir la enfermedad como lo que es se ha de comprender por qué se  enferma. También me parece importante tener en cuenta el derecho que uno/a tiene de estar enfermo y de protegerse de la manera que  siente que es la mejor en aquel momento.

La productividad nos lleva a disimular la enfermedad y es un problema importante que tenemos como sociedad: “me tomaré esto, esto y lo otro”. Además en la televisión así lo promueven.

La primera vez que vi anuncios de medicamentos en TV me asusté mucho porque no sabía si eran conscientes de lo que estaban haciendo, están diciendo a la población: “si tengo dolor de cabeza lo paro con tal fármaco”,  y a trabajar como si no pasara nada. Tenemos fiebre, mocos, tos, y lo mismo.

A veces desde los medios de comunicación se transmite el siguiente mensaje: no pares, no pienses, no te escuches, no te responsabilices de tu salud. En un momento dado estos medicamentos son útiles, pero sistemáticamente, ¿ no podemos permitirnos el lujo de ponernos enfermos? …que miedo…

Para dar espacio al auto cuidado, o cuidado de los demás desde un enfoque más higienista, la sociedad debería permitir que una persona pudiera estar dos días en casa si está resfriado/a y cuidarlo desde el reposo.

Y, por otro lado, éste seria un buen ejemplo para nuestros/as niños/as para que sean responsables de su salud en un futuro;  la valoren como un bien tan preciado del que tal vez, no todos podrán disfrutar de igual manera.


 

INFANCIA-FAMILIA Y SALUD ES UNO DE TUS EJES PRINCIPALES DE TRABAJO, HÁBLANOS DE ELLO.

Tal como hemos hablado al principio, el Centre d’Assessorament se creó a partir de la idea de ofrecer a la población servicios que encontrábamos a faltar,  dirigidos a la infancia y la familia.

Pienso que todo se puede mejorar siempre, todo es cambiable, todo es trascendible, pero las criaturas todavía son “limpias”, nuevas, y hay que preservarlas de todo aquello que pueda resultarles nocivo. Son el futuro.

Promocionar su salud a todos los niveles del ser  es importantísimo. Hacer una buena prevención es nuestro deber y nuestra responsabilidad, así como enseñarles a ejercer la suya, a medida que van creciendo.

¿Cómo se les alimenta? ¿ Cómo se les “respeta” la enfermad? ¿Con que sería mejor que no entrara en contacto su organismo…?

Trabajar por el futuro de la humanidad es trabajar con y para las criaturas para conseguir que crezcan lo más sanas posible. Lo que ya está hecho con los mayores hecho está, pero lo que estamos proyectando que sea lo mejor que esté en nuestras manos.


 

¿CÓMO ACEPTAN LAS CRIATURAS LAS TERAPIAS NATURALES Y/O COMPLENTARIAS?

Las criaturas bien, en general. Si  rechazan algo pienso que es porque no les conviene pues son muy inteligentes e intuitivas.

En cualquier caso  me gusta ser siempre muy sencilla con ellas. Tienen una fuerza interna de curación extraordinaria y cuanto menos intervengamos mejor.

Considero importante trabajar para que padres y madres comprendan que muchos de los supuestos problemas que tienen sus hijos/as son, en realidad, derivaciones de sus propios problemas e inseguridades.

Si presentan síntomas primero es conveniente tener un dictamen pediátrico. Después podemos tratar de solucionar dichos síntomas con remedios lo  más naturales y sencillos posible los cuales, facilitarán y dejarán que ellos/as mismos/as se curen. Normalmente es así,  sin obviar  la existencia de enfermedades importantes y graves en la infancia.

La mayor parte de las veces las enfermedades banales, benignas, y propias de la infancia resultan un paso madurativo. Las madres y padres lo cuentan: <después de la fiebre hizo un estirón>. Y no es sólo un crecimiento en talla, sino que hacen un salto evolutivo en todas sus dimensiones.

Muchas veces hablamos con las familias sobre como cuidar a los niños/as enfermos/as. Procuramos que padres y madres pierdan el miedo a la enfermedad. Que sepan como cuidarlos/as cuando tienen fiebre, como hidratarlos y alimentarlos de forma conveniente y, muy importante, hacerlo creando un ambiente muy agradable.

Pienso que hay que organizar un ambiente muy lúdico alrededor de la criatura enferma, muy especial, mucho juego, mucha seguridad, que la criatura se sienta muy bien, muy querida, muy cuidada y se curan mucho mas rápido y mucho mejor. Este ambiente puede resultar el mejor y más potente fármaco.


 

  • QUIZÁS ALGUNOS NIÑOS/AS  QUERRÁN ESTAR ENFERMOS  PARA PASÁRSELO BIEN

¿Y quien dice que no sea así …y que no sea algo bueno que así pase?

Pensemos, ¿porque se pone enferma una criatura?  pues porque quizás está pasando un mal momento, una etapa difícil,… igual que los adultos.

Puede que alguien considere que los pequeños/as no tienen problemas pero los tienen igual, a su medida.

Los mayores acostumbramos a enfermar cuando ya llevamos una temporada  muy cansados, o muy estresados, o hemos tenido un disgusto, o… y entonces el sistema inmunitario hace un bajón y…aparecen síntomas, sobreviene el estado de enfermedad.

Las criaturas igual, llegan a un punto en que emocionalmente necesitan un reposo,  una restauración.  En este momento sería bueno que pudieran quedarse en casa unos días. Quizás no haría falta ningún tratamiento la mayoría de veces si se les pudiera proporcionar una parada, un quedarse en casa en un ambiente bien relajado y bien lúdico; pienso que serviría muy mucho, sería una buena inversión de futuro para su salud a todos niveles.


 

  • EN CUANTO A EDUCACIÓN EN LA COMUNIDAD. ¿EN QUÉ PROYECTOS ESTÁS TRABAJANDO ACTUALMENTE?

Estoy colaborando con el Ayuntamiento de Sant Adrià de Besòs que está trabajando en un proyecto educativo y que está procurando información a padres y madres para que se impliquen mucho en el cuidado de sus hijos/as y en su educación.

Gracias a la propuesta de Cristina Santacreu, me ocupo de impartir las sesiones para los padres y madres, y a veces abuelos/as, del grupo 0-6 años. También están los grupos 6-12 y 12-18. Supongo que buscaron una enfermera porque en el grupo 0-6 siempre hay muchas dudas sobre alimentación, sobre enfermedades infantiles, sobre muchos temas relacionadas con la salud.

En la “Escola de famílies”, intentamos abarcar  todas aquellas temáticas en las que padres y madres puedan tener inquietudes y dificultades.

Nadie nos enseña a ser padres y madres ¿verdad? y no es fácil. Afortunadamente, hay muchos padres y madres que se lo cuestionan y que agradecen tener un espacio donde compartir y reflexionar estos temas.

No son conferencias, son encuentros donde exponer ideas y encontrar soluciones que favorecerán a las criaturas y a la familia en general. Normalmente, como se ha dicho,  hablamos de alimentación, de lactancia materna, cómo cuidar a niños/as cuando están enfermos, temas de hábitos y límites, hablamos del juego y los juguetes, de estimulación del desarrollo y masaje infantil, del inicio de la escolarización, del manejo emocional de celos y rabietas, etc…


 

  • ¡QUÉ INTERESANTE!

Sí, y muy agradable, porque los padres y madres son muy agradecidos y muy colaboradores. Aportan mucho, hablan de su día a día con las criaturas, traen ejemplos que pueden ser solución para otros. Como profesional intentas solamente aportar otras ideas, enfoques. En definitiva,  moderar, modular y religarlo todo.

El objetivo principal es que los padres y madres no sólo sean responsables, sino que también disfruten con sus pequeños/as durante la crianza.


 

  • ¿QUÉ TE APORTA LA DOCENCIA?

No es la parte más importante de mis tareas profesionales aunque no me importaría que lo fuera. He de decir que me lo paso muy bien compartiendo conocimiento con los/las colegas.

No considero que yo sepa grandes cosas, pero  me gusta compartirlas. Disfruto mucho realmente y soy consciente que yo aprendo más que los/as alumnos/as. Aprendo muchísimo cuando me dedico a la docencia.

Hay que invertir mucho tiempo de preparación, pero es muy gratificante. Y considero que es un lujo poder hablar de temas que nunca hubiera pensado poder presentar en los ambientes académicos oficiales.

Y, finalmente, para mi es importante y gratificante ver el interés y agradecimiento de las personas que asisten a las clases. Su implicación, cómo lo ponen en práctica  con convencimiento y obteniendo buenos resultados. En definitiva, poniendo de manifiesto que otras formas de cuidar están llegando a muchas personas. Todo esto para mi es emocionante, de verdad.


 

  • DESDE TUS INICIOS HASTA AHORA ¿CÓMO HAN IDO EVOLUCIONANDO LAS TERAPIAS NATURALES Y/O COMPLEMENTARIAS A NIVEL DE INTEGRACIÓN EN LA SOCIEDAD Y EN EL SISTEMA SANITARIO?

No lo explicaré de una manera cuantitativa, pues desconozco números  estadísticos en los que ampararme, sino de una forma cualitativa desde la observación de las personas a quién tengo la gran suerte de atender. O también se puede explicar desde la observación de cómo  la gente habla o de cómo se expresa la prensa al respecto,  o por el posicionamiento de los colegios profesionales sanitarios en un momento dado.

Pienso que ha sido un “hacer visible” algo que ya existía de forma discreta, a veces un poco escondida y poco en manos de las enfermeras.

Antes, hablar de terapias naturales y/o Complementarias era pensar en otro tipo de profesionales no sanitarios. Esta manera de cuidar a las personas o de preservar su salud por fin ha entrado en el mundo sanitario. Solamente falta que entre en el sistema hegemónico, oficial. Pienso que falta muy poco, de hecho están en marcha diversas pruebas piloto para implementar este tipo de técnicas en hospitales y centros de asistencia primaria de la sanidad pública.

La esperanza es llegar a ver como van de la mano la enfermería y la medicina convencional con dichas terapias y dentro de la estructura sanitaria. Que pueda llegar a todos/as y que pueda ser una opción libre.

Hace un tiempo para las personas que desconocían el tema podía parecer algo mágico, etéreo.  Ahora son practicas dignas  ejercidas en un contexto profesional. Avaladas en nuestro caso por el colegio de Enfermería  de Barcelona que nos respalda plenamente, dándoles categoría de conocimiento científico.

Finalmente, se observa que también es una necesidad, la gente es muy inteligente, en el fondo sabe lo que quiere a pesar de que no siempre ejerza sus derechos y su responsabilidad para con su salud.

Cada vez vemos más personas que piden otras formas de tratamiento y de cuidados, sobre todo, si no han obtenido resultados, o a veces, desgraciadamente, después de alguna experiencia no deseada.

En cualquier situación de la vida, si una cosa no me va bien, no me funciona ¿Qué haré? Buscaré respuestas, soluciones, en otro lugar.  Considero que estamos en este momento, la gente busca otras ayudas, y en este buscar  está encontrando todo este mundo que no es nuevo, es el más antiguo de todos.

Pienso que tarde o temprano la medicina más ortodoxa tendrá que hacer una apertura. La enfermería ya ha recorrido gran parte de este camino porque las Enfermeras estamos siempre muy cerca del ser humano observando sus necesidades, mirando desde sus ojos, y empatizando con sus emociones. No miramos solamente desde el protocolo, desde el dogma, desde el academicismo, sino que tratamos de dar las respuestas más adecuadas y humanizadas, desde nuestra profesionalidad,  a las necesidades de cada persona, en cada momento, en su continuum salud/enfermedad.

  • NOS ADENTRAMOS EN UN TEMA QUE TE APASIONA: LA TERAPIA FLORAL DE BACH: ¿QUÉ SON Y QUÉ NO SON LAS FLORES DE BACH?

¿Te refieres a qué son y qué no son desde el punto de vista de cómo actúan o qué nos pueden aportar?

En este momento, aunque se habla mucho de ellas, todavía hay mucha confusión en general sobre qué son los remedios florales , para qué sirven, hay publicidad a veces un poco confusa…No es un fármaco tal como se entienden los considerados como tales. Sus efectos no son de orden químico.

Puede tener un formato aparentemente convencional pero estamos trabajando con un producto, con un remedio que actúa a unos niveles muy diferentes, no cuantitativos sino cualitativos,  más vibracionales, explicables desde las leyes físicas.

Actúa tanto en la esencia y profundidad de la persona, que necesariamente ha de haber la implicación de la misma. Su voluntad y  conciencia de lo que está haciendo y para que le servirá.

Esto es lo que no siempre es entendido y no siempre se está utilizando de esta forma, sino que quizá se usa demasiado sintomatológicamente.

Por ejemplo, una persona nos cuenta que tiene miedo y le damos un remedio supuestamente para el miedo. Pero,

– ¿cuál es su miedo?,  ¿ desde cuándo tiene miedo?,  ¿por qué cree que tiene miedo?,  ¿qué le impide hacer este miedo?,  ¿cómo le hace sentir o reaccionar el hecho de sentir miedo?,  ¿qué le representa en su vida, en si mismo/misma o en las relaciones con las otras personas?, ¿o con lo que hace o deja de hacer porque tiene este miedo?

Todo esto quiere decir que la persona pasa por un proceso de introspección y  junto con el terapeuta reflexiona acerca de su miedo. Este modo de proceder lleva  más lejos que escoger un remedio de una forma rápida y, a veces, más superficial.

Dicho de otro modo, lo que podemos llamar miedo, para diferentes personas puede significar diversidad de sentimientos  y, por tanto,  se tratarán con diferentes remedios y/o combinaciones de los mismos. Incluso con algunas flores no clasificadas o identificadas como remedios para el miedo. Lo que sí estaremos haciendo, de este modo, es trabajar específicamente el miedo de aquella persona en cuestión.

En mi opinión es terapia floral cuando obramos de esta manera, desde la explicación muy clara de los significados emocionales, el diálogo, el consenso con quién tomará las flores, que se implique, sepa qué se está haciendo, quiera hacerlo, sea su momento.

Considero que no sería terapia floral utilizar los remedios como si de un fármaco convencional se tratara, identificandolos de una forma rápida y estandarizada.

Algún terapeuta tal vez  no “explique” a su cliente los remedios escogidos. Aquel usuario/a toma flores pero no sabe qué está tomando o para qué. ¿Le harán efecto? Sí. Pero hay una parte de la terapia, que es el aprendizaje que hace a partir de lo que sentirá y experimentará con las flores, que puede quedar obviada. Es decir, la persona puede no identificar las sensaciones que experimenta, no toma consciencia. Por tanto, quizás no las podrá incorporar como herramientas emocionales útiles para un futuro.


 

  • ¿CÓMO ACTÚAN EN LOS BEBES, LOS NIÑOS, LOS ANIMALES?

Quizás alguien puede pensar: con ellos no podemos hablar, no van a tomar consciencia.

¿Y quién dice que ellos no tomen consciencia? Puede que no podamos dialogar como con una persona adulta, pro con las criaturas se puede hablar aunque ellas  no hablen, puedes ver los cambios en su cuerpo, en su mirada, en su tono muscular, respiración y todo esto dice mucho de ellas, de su sentir y de su estado emocional.

Con un animal también nos podemos comunicar, al tocarlo también podemos tener percepción de cómo se manifiesta a partir de lo que le administras.

La diferencia con el animal humano  es aquella tercera capa de cerebro más externa, el neo-córtex, la cual nos permite que aquello que sentimos, lo razonemos y lo expliquemos. Si tenemos este plus, ¿por qué no aprovecharlo?

Mas allá de lo que sentiremos y del efecto que nos harán las flores, si lo podemos razonar y “hablar” seremos capaces de realizar un aprendizaje, crear un nuevo patrón de comportamiento, de respuesta  útil y adaptativa a nuestras circunstancias, incluso podremos sentir distinto.

Por tanto, no sólo nos harán efecto cuando las estemos tomando y un poco más en diferido al terminar la fórmula, sino que podemos conseguir  un mecanismo emocional “automático” favorable. Esto se puede adquirir a partir del dialogo entre uno mismo y el efecto que nos produce tomar el remedio.

 

  • ¿QUIERES DECIR QUE PUEDE LLEGAR UN MOMENTO EN QUE SIN TOMAR EL REMEDIO FLORAL SE CONSIGA REALIZAR UN CAMBIO DE ACTITUD?

Sí, si lo  has aprendido. El remedio floral es un facilitador, amplia la consciencia en este sentido. Si además se pone en marcha tu “acto volitivo”, tu razonamiento, todavía es más fácil, más potente, más profundo y permanece más en el tiempo, y queda como una herramienta que tu ya tendrás para usar en un futuro desequilibrio.

No es que las flores te  aporten dicha herramienta,  ya tenías esta capacidad pero quizás no la usabas o lo hacías de una forma desfavorable para tu persona. El remedio floral te la recuerda y te la despierta, la pone en marcha, a punto, para que siempre esté allí para utilizarla.

Hay muchas capacidades que pueden estar “dormidas”, no es que no estén; siempre se ha dicho que del cerebro solo utilizamos una parte muy pequeña. Por ejemplo, la intuición la hemos dejado dormir mucho pero todos/as la tenemos.

Así pues, trabajando de forma adecuada y el tiempo suficiente con los remedios florales específicos para cada persona en un momento concreto, y siguiendo su proceso vital, podemos conseguir grandes progresos en cada ser.

  • CUANDO DICES QUE LA ESENCIA FLORAL DESPIERTA LA CONSCIENCIA ¿TE REFIERES A NIVEL DE SISTEMA NERVIOSO, DE ENERGÍA? ¿CÓMO SE TRADUCE ESA INFORMACIÓN?

Imaginemos que tú estas vibrando de una forma un poco disfuncional y decides tomar un remedio floral. Entonces se solapa la vibración de la flor a las vibraciones que representan tu padecimiento. No es que la incorpores sino que se solapan. Cuando pones las ondas vibratorias unas al lado de las otras,  se produce la influencia de una sobre la otra, y le cambia la forma de la onda, la frecuencia vibratoria.

¿Qué pasa si estás vibrando disfuncionalmente y le pones al lado el recuerdo, el patrón de cómo sería la forma funcional, armónica de vibrar? Lo que acaba ocurriendo es que te va “llevando” hacia la frecuencia vibratoria “saludable” como por mimetismo.

Y entonces ¿que percibes? lo sientes desde la emoción y lo explicas desde la razón, desde el neo-córtex. Tienes una percepción, una sensación que en tanto que eres ser humano y tienes capacidad de razonamiento, además, “te la explicas”. Y, por tanto,  puedes memorizar la “textura emocional” experimentada,  utilizarla de una manera  apropiada y, además,  eres capaz de reproducirla y de reutilizarla en posteriores experiencias vitales.

En niños muy pequeños que han tomado flores podemos observar que han percibido el efecto y su utilidad. Aunque no puedan explicar verbalmente lo que han sentido, queda claro que el beneficio lo han experimentado porque al cabo de un tiempo de no tomar flores, y en un momento en que no se sienten bien, deben relacionar su estado con la experiencia anterior y suelen recordar y reconocen el frasco de los remedios florales. Entiendo, por tanto, que han tenido conciencia del beneficio y además aprendizaje de para qué les sirve. Y esto es una evidencia.

 

  • ¿CUÁL ES LA HERRAMIENTA DE DIGANÓSTICO DEL TERAPEUTA FLORAL?

No podemos concretar así de fácil, porque cada terapeuta floral o cada estilo de terapeuta floral tiene su herramienta.

¿Como lo hacía el Dr. Bach?,  a partir de una entrevista.  Como cuando lo llevamos a cabo en una consulta de enfermería o como la puede hacer otra profesional de la salud hablando con la persona. La herramienta en estos casos es pues, la entrevista.

Pero el material que se recoge mediante  dicha “entrevista floral” la manera en que se reflexiona para llegar a un diagnóstico  es desde la “perspectiva floral”.

Por ejemplo, no interesa a tal edad operaron a aquella persona de tal cosa, sino si en aquel momento previamente pasó por alguna experiencia especial. O si el hecho de que la operasen le supuso un “corte” en un momento de su vida que le provocó dejar de hacer determinadas cosas. O si hubo un antes y un después,  si desde que le operaron de aquello ya  nunca más…, o ya siempre… o que tipo de emoción  le molesta ahora. Lo que interesa es esta “textura emocional” explicativa alrededor del suceso.

Podemos encontrar terapeutas florales que llegan a los remedios que la persona tomará de otras formas muy diversas. Por ejemplo,  ofreciendo a la persona que consulta que ella misma intuitivamente escoja unas botellas, las que le llamen la atención.  No soy nadie para opinar o juzgar las diversas prácticas. Pero, en calidad de profesional de la salud, de Enfermera, me quedo con el método  tal como la explica Bach: la entrevista floral.


 

  • ¿CREES QUE HAY UN USO DEMASIADO SUPERFLUO DEL REMEDIO DE RESCATE, DEL RESCUE REMEDY?

Es cierto que muchas personas “entran” en el conocimiento de los remedios florales desde el remedio de rescate, “Rescue remedy”. También es cierto que el uso actual no es exactamente el que dictó Bach, pero es una forma de empezar a conocer las flores.

¿Qué sea superficial o no? Pienso que aún estamos en un “boom” de las flores, se utilizan de muchas formas, cada cual sabrá encontrar su manera y después ya nos permitiremos ser más puristas. Serlo demasiado de entrada,  podría ser un obstáculo para que haya esta apertura. Pero esto es solo una opinión.

  • ¿ESTÁN INTENTANDO ALOPATIZAR LAS FLORES DE BACH LOS LABORATORIOS FARMACÉUTICOS?

Diría que todos aquellos productos o remedios que, en un principio, se  consideraron naturales, han acabado bastante alopatizados.

Pero, en cualquier caso es el usuario/a que lo utiliza, y el terapeuta o el profesional que lo aconseja,  los que le pueden dar un uso más o menos alopático o no.

Antes podíamos acudir a los herbolarios, donde había grandes conocedores de las plantas medicinales, y podíamos comprar a granel una  mezcla para un determinado problema. Ahora vamos a una tienda donde  encontramos las mismas plantas en 50 formatos y mezclas o más.  Y ya todo son marcas.

Pienso que este proceder es alopatizar aquello que en principio era más natural. Vivimos en un mundo que funciona así. Seria bueno reflexionar acerca de tanta producción, tanto gasto y el consiguiente desmesurado consumo.

Comparto contigo la pasión por la Terapia Floral de Bach, un  modo de acercarnos y comprender la complejidad del ser humano, de favorecer el desarrollo y el crecimiento interior tal como Bach proponía: con Humildad, Sencillez y Compasión. Me encantaría que preparáramos juntas un monográfico en torno la Terapia Floral de Bach. ¿Te apetece?

¡Seguro que lo haremos!


 

  • CUANDO ENTRAS EN UNA FARMACIA DA LA IMPRESIÓN DE QUE TODOS ESTAMOS PRE-ENFERMOS…

Pues sí, una anécdota: Una señora, alrededor de 65-70 años,  me explicó que había ido al médico. Entre todas las preguntas que le formuló le dijo, ¿y usted qué toma para dormir?. La señora, después de quedarse perpleja, le respondió al médico: “un libro”. Y el médico aún se quedó más perplejo, pues presuponía y daba `por cierto a priori, que una señora de aquella edad tenía que estar usando algún fármaco para poder dormir.

Quizás lo primero seria preguntarle cómo duerme. Y si explicara que tenía algún problema, intentar encontrar la causa y, por supuesto, no dar como única salida un fármaco.

No sé si tu pregunta iba un poco por ahí al decir que parece que estemos todos pre-enfermos. Según el ejemplo, parecería que porque tiene esta edad, y se supone que las personas de esta edad ya no duermen bien,  ¿todas tienen que estar tomando un fármaco para dormir? no sé… diría que somos esencialmente sanos, que a menudo nos desequilibramos y enfermamos,  no quiero pensar lo contrario, no pienso que seamos esencialmente enfermos.

 

  • ¿QUÉ IMPORTANCIA TIENE EL USO DE LAS TERAPIAS NATURALES Y/O COMPLEMENTARIAS COMO ELEMENTO EN LAS INTERVENCIONES AUTÓNOMAS DE ENFERMERÍA?

Tanta como cualquier otra herramienta técnica enfermera. Pero más relevancia tendrán cuando el sistema sanitario hegemónico las reconozca y las preste como un derecho más de las personas para gestionar su salud.

Las enfermeras ahora ya las reconocen, o almenos así se percibe cuando se ofrece la posibilidad de hacer unos estudios en estos campos y no faltan personas que se apunten. Se pone de manifiesto un interés enorme en adquirir estos conocimientos. El Colegio Oficial de Enfermería de Barcelona incluso acredita a los profesionales titulados y con experiencia.(D.A.C.)

Ahora bien, donde chocamos siempre es en el momento de ponerlo en práctica dentro del sistema sanitario oficial. Hoy, como intervención autónoma y en el ejercicio libre de la profesión, ya no tenemos demasiadas dificultades. Pero cuando una enfermera está trabajando en cualquier establecimiento público, si lo considera oportuno, también debiera poder ejercer de forma autónoma ofreciendo estas terapias a quién las desee.


 

  • ¿HACIA DÓNDE AVANZAN LAS TERAPIAS NATURALES Y/O COMPLEMENTARIAS?

¿Hacia dónde avanzan?  Hacia ser universales, en el sentido de que puedan llegar a todo el mundo. Esto es lo que  supongo que acabará pasando.

Se está intentando que sean conocidas y aprovechadas desde la prevención y la promoción de la salud,  no como último recurso. Para que así  puedan encontrar su lugar dentro del sistema hegemónico. Pienso que sería muy interesante que así sucediera.

Y avanzan para llegar a ser complementarias de verdad, es decir, que  puedan ir de la mano de las otras, que se las valore, que se hable de ellas, que se dignifiquen en el sentido de considerar que son valiosas y efectivas. Que sean una opción en el sistema público. Una opción respetada por todos los profesionales de la salud.


 

  • ¿DESEAS COMPARTIR ALGO MÁS CON NOSOTROS?

Considero que seríaa útil que todas estas terapias ayudaran a las personas a comprender que ellas son las responsables de su salud. “Alopatizar” los remedios considerados naturales nos aleja de esta idea.

Pienso  que no deberíamos caer en esta trampa, las terapias en cuestión se usan de forma coherente cuando  ayudan a la persona a que tome consciencia de si misma, de cómo funciona su cuerpo, de las capacidades de autocuración de su organismo.

Cuando estamos enfermos aprovechamos los conocimientos y prácticas de todos los profesionales que nos pueden ayudar, pero cada uno es responsable de sí mismo, no se han de delegar responsabilidades ni decisiones. Decidir de qué forma nos dejamos ayudar o por quién es muy importante. Tener responsabilidad por la propia salud y darle la importancia que merece. Y no sólo la del cuerpo, sino también la de la mente, el espíritu, las emociones,… si las emociones no son armónicas podemos llegar a enfermar.


 

  • HABLAS DE LA IMPORTANCIA DE TOMAR CONSCIENCIA DE UNO MISMO, DE ENSEÑAR A TENER CRITERIO, A PENSAR, A DECIDIR…

Y creer en la persona, confiar en sus capacidades. ¿Qué pasa a menudo con el paradigma más hegemónico? es paternalista, es jerárquico, no cree en la persona, le dice cómo tiene que hacer las cosas sin preguntarle su opinión sobre lo que le puede convenir. Si está de acuerdo o no, si tendrá las posibilidades de ponerlo en práctica o le será imposible llevarlo a cabo… No negocia, no pregunta, no pide la opinión.

Es muy importante, y es una oportunidad para cada persona aprovechar el momento en que está enferma para aprender de sí misma. Y es una tarea importante para Enfermería  la aplicación de estas terapias  de forma que eduquen a la población para la salud. Una salud consciente y responsable. Contribuir a que el usuario/a se autogestione.

Lo considero primordial, mucho más que entrar en discusión sobre si una terapia es mejor o más eficaz que otra. Si es mejor fitoterapia, o flores de Bach o oligoelementos o  cualquier otra.

Para cada persona, en un momento dado será mejor una terapia u otra ,o quizás ninguna. Algunas veces será suficiente sólo seguir una alimentación saludable, o esperar a que pase el síntoma y confiar en que su cuerpo podrá reequilibrarse de nuevo. Y si el organismo está ya muy enfermo ¿qué nos queda? ¿no hacer nada? Almenos que esté lo más confortable y se reconcilie consigo mismo y con el mundo.

Por último,  remarcar que no hay que esperar a usar las Terapias Naturales y/o Complementarias cuando ya lo hemos probado todo y parece que ya no hay nada más que hacer. Los contenidos de conocimiento en los que se basan dichas terapias  pueden incluso definir una manera de vivir. No es solamente un remedio para cuando tengo un problema, sino que es  una manera  de cuidar de mi mismo. No debieran ser  un lujo, ni un último recurso a probar, sirven para promocionar la salud y prevenir la enfermedad. Ayudan a crecer como ser humano. Y pueden ser placenteras pues, al recibir un tratamiento de este tipo, uno/a se siente cuidado/a, se siente a sí mismo como ser, y esto es muy importante.

Desde aquí animo a Enfermería, a los compañeros y compañeras, a pensar nuevos proyectos para llegar al máximo de usuarios/as posible, a llevar a cabo investigación adecuada a este tipo de terapias, a poner empeño en su estudio y, cómo no, ahondar en su filosofía.


<De tots els Colors>: “Muchas gracias Montserrat, admiro profundamente tu comprensión del ser humano y tu compromiso con la Enfermería y la Sociedad. Comparto tu pensamiento: El sistema sanitario necesita humanizarse, contemplar a la persona de forma global.

La separación cuerpo-mente y espíritu y la hiperfragmentación de cada parte  nos alejan de la perspectiva del Todo.

Recojo tu invitación y tu llamada para que las Enfermeras lideremos el cambio,  porque el futuro, la evolución de los cuidados y del enfoque terapéutico por parte de todos los profesionales de la salud será holístico, o no será…”

Os facilito los enlaces a materiales de Montserrat Bayego publicados en la web “La Enfermera Virtual” del COIB.

 

Entrevista a MONTSERRAT GASCÓN, Enfermera, Osteópata, practica la Osteopatía Bioenergética Celular: Pericardio libre y Emociones.

De tots els Colors- Bringing Colour to NursingMontserrat Gascón estudió Enfermería, trabajó durante 6 años en el servicio de urgencias del Hospital Vall d’Hebrón de Barcelona y durante 30 años en hospitales de diferentes paises del mundo. Licenciada en Morfopsicología por la Universidad de París y licenciada en Osteopatía por la Universidad de Aix en Provence en Francia.

Ha estudiado en profundidad la relación entre las emociones y el pericardio y ha desarrollado la Osteopatía Bioenergética Celular: Liberar el Pericardio.  Es autora de los libros “Viva el pericardio libre” y “El secreto del corazón”  disponibles en www.vivalavida.org


¿Quién es Montserrat Gascón?

Soy pura energía que experimenta la Vida en este cuerpo llamado Montserrat.

¿Cuál ha sido el hilo conductor de tu vida?

Querer entender  lo que es La Vida y  la Salud.

Comprender el porque de la enfermedad.

Conocer el sentido de mi presencia aquí en la Tierra.

 

  • ¿Qué es para ti la Vida?

La Vida es la energía que Anima y Crea el cuerpo, y cuando digo “cuerpo” me refiero a todos los cuerpos de todos los seres vivos, y de la materia en su globalidad.

No puede haber materia sin que la Vida la haya creado.

A la Vida se la puede llamar de muchas maneras, Chi, Qi, fuente divina, Dios, divinidad (que viene de di-vita), madre divina, padre creador, energía creadora femenina YIN,..

En realidad la Vida es el ALMA, ANIMA, Dios.

Es la madre divina que crea el cuerpo, o el Padre creador para otras religiones.

  • ¿Y la salud?

Es cuando nuestras  tres esencias , cuerpo, alma y espíritu, son respetadas, reconocidas, y  pueden manifestarse fluidamente, libremente.

El Alma crea el cuerpo.

AL L,, ÉL, IL, es la sílaba utilizada para nombrar la divinidad. Como en Allah, o en otras religiones cuando se habla de Dios se dice Él o IL.

MA es la sílaba que describe la madre, como mamá, mater, ayma, maya, mare,.. en todas las tradiciones.

Etimológicamente AL-MA significa la madre divina, es ella quien crea el cuerpo.

El cuerpo es la materia, es la manifestación del Alma y la materialización del espíritu. Todos los cuerpos están animados de la misma esencia, Alma-Vida, lo que varía es el cuerpo físico utilizado por ella, para expresarse y para experimentar la Vida a través de él. Eso me ha permitido entender la Unidad entre todos los seres vivos desde el respeto y la comunión.

El ESPÍRITU es quien da la información al Alma de qué cuerpo va a crear, así cada ser vivo es único, y cada Ser en el universo, tiene su razón de ser. El Espíritu es casi inimaginable para el cerebro humano. Es la fuerza de unión entre todo lo que ES, porque no puede haber materia que no haya sido “ideada” por el espíritu que es el Conocimiento máximo. Es la partícula más pequeña que lo contiene TODO.

Tenemos que saber que el Conocimiento no es algo ajeno y que tenemos que aprender estudiando mucho; esto son los conocimientos. En realidad es algo inherente en nosotros y en todo lo que Es, por eso se llama CO-NOCIMIENTO o CO-NACIMIENTO, CO-NAIXEMENT, CO-NAISSANCE, es decir que nacemos con Él y es nuestra esencia original, quien lleva la información de toda la Creación, de quienes somos y de lo que hemos venido a hacer a este mundo.

Es nuestra esencia espíritu-al, quien conoce TODO lo que es, lo que ha sido y lo qué será. Y Ésta, cual una semilla, la llevamos dentro de cada una de nuestras células y dentro de nuestro cuerpo que no es más que una constelación celular con un Sol central que es nuestro corazón/pericardio, guardián de nuestra célula original, de nuestra semilla.

En el Universo TODO está organizado y estructurado por fuerzas electromagnéticas liberadas por los átomos y las partículas esenciales, que con su cohesión crean y estructuran la materia. Cada elemento constituyente de este TODO lo contiene todo en si, cuerpo, alma y espíritu.

  • ¿Dónde se originan los primeros desequilibrios que desembocan en enfermedad?

Para entender lo que es la Salud y la Enfermedad, primero hay que comprender como funcionamos básicamente.

Nuestro cuerpo está formado por millones y millones de células y para entender nuestro funcionamiento global, aparentemente tan complicado, decidí ir a ver como funciona una célula, nuestra unidad de base.

Cada célula viva respira, sin tener pulmones, se mueve, se comunica y en realidad tiene vida propia. Es una unidad, una individualidad formada por cuerpo, alma y espíritu, con su propia misión bien específica.

Todas las células de los seres vivos, están regidas por tres leyes biológicas fundamentales:

MEMORIA : cada célula guarda en ella la memoria de toda la evolución de la Vida, desde el primer ser unicelular hasta la actualidad. Y también la memoria familiar, social, cultural, religiosa, sin hablar del ADN que lleva las informaciones específicas de la especie y que esta en constante adaptación y cambio con misión de proteger la perpetuidad de la especie.

CONSCIENCIA: Cada célula SABE EXACTAMENTE cuál es su función y su misión. En nuestro desarrollo embrionario, y sin que el cerebro este formado, cada célula “sabe” donde colocarse a nivel del tubo neural y que órgano va a crear. Esta consciencia es el conocimiento, del que hablaba más arriba, y que no tiene nada que ver con los conocimientos intelectuales.

LEY DE DILATACIÓN RETRACCIÓN: Todas las células de todos los seres vivos están regidas por esta ley universal, por este movimiento básico que nos permite abrirnos cuando nos sentimos en confianza, en placer; o cerrarnos cuando nos sentimos en peligro para protegernos.

Estos dos movimientos esenciales: dilatación – retracción están regidos por el sistema nervioso Neurovegetativo o Autónomo, que es quien nos mantiene en Vida dirigiendo nuestras funciones vitales o vegetativas, y no está bajo la dependencia del cerebro voluntario.

La Salud es cuando nuestra Alma se puede expresar en su grandeza y el cuerpo se pone a su servicio, bailando con Ella y respetando la dirección de su movimiento, su ritmo y su amplitud.

La dirección funcional de la energía de la Vida es la expansión, es decir, de dentro hacia fuera para abrirse, nutrirse, comunicar y crecer.

El miedo provoca una retracción celular por una acción del sistema simpático, y esta retracción  un cambio en la dirección de la energía de la Vida, entonces  aparece la enfermedad. Cuando estamos enfermos la Vida, el Alma está encerrada, prisionera, atrapada dentro de nuestros órganos y de nuestras células y su energía ya no es funcional y en este estado de Enfermedad pueden aparecer cualquier tipo de patologías, que no son más que la manifestación de una  disfunción al origen energética y emocional.

La inmensa mayoría de las patologías son llamadas funcionales, porque no presentan ningún trastorno a nivel de la estructura física pero el órgano “no funciona” bien.

  • La medicina ortodoxa da poca relevancia al pericardio, en cambio tu teoría lo sitúa como centro de las emociones. Háblanos de ello.

Si que se le da poca importancia ya que se le considera como una membrana que envuelve, protege, fija y mantiene el corazón en el mediastino. Como la medicina ortodoxa tiende a ver los órganos y los sistemas desde la separación, entonces una membrana es una membrana a diferencia de un órgano que tiene sus funciones, sus secreciones específicas.

Ha sido el estudio de la anatomía funcional global basada en la observación clínica de las personas que he tratado lo que me ha permitido descubrir esta llave esencial de nuestro funcionamiento físico, emocional y espiritual.

Sabemos la importancia del impacto  emocional en nuestra salud y de allá vienen las llamadas enfermedades psicosomáticas, sin entender realmente el mecanismo desencadenante de tantas patologías llamadas “esenciales” “idiopáticas” “funcionales” o sencillamente debidas al “estrés” o a los “nervios”. Es decir incomprensibles.

En la medicina china al meridiano del Pericardio se le llama “maestro corazón” y  dicen que el Pericardio rige directamente:

–       la consciencia

–       la memoria

–       El pensamiento

–       El sueño

–       Las emociones

–       La alegría

–       La felicidad

¿Como puede ser que un órgano tan anodino y casi desconocido como esta membrana, pueda tener repercusiones sobre las funciones principales relacionadas con nuestra salud y nuestro bienestar?

Lo más importante de este descubrimiento fue el darme cuenta que :

El pericardio a través de las asas subclavias forma una unidad anatómica con los ganglios estrellados.

El mínimo impacto emocional consciente o inconsciente, provoca una retracción del pericardio, que a su vez a través del asa subclavia excita el ganglio estrellado provocando una reacción simpática generalizada e instantánea.

Recordemos que del ganglio estrellado sale el nervio cardíaco, se anastomosa con el nervio Frénico (de la respiración) y con el nervio Vago que rige nuestro sistema parasimpático y la posibilidad de relajarnos, de abrirnos al placer a la Vida y a la confianza.

  • ¿Qué permite la osteopatía bioenergética celular?

Observar a los seres vivos en su globalidad, cuerpo, alma y espíritu. Respetar la Vida que los anima y respetar a cada uno como un ser ÚNICO.

Aunque seamos las personas más intelectualmente sabias del mundo, aunque hayamos estudiado todos los libros posibles e inimaginables de anatomía, fisiología, semiología, patología, etc etc.. Ningún libro nos ha hablado de la persona que tenemos delante nuestro “aquí y ahora”, esta persona es única y cada momento es único. Sólo su cuerpo, sus órganos, sus células, su alma nos pueden hablar de lo que esta viviendo.

Ha llegado el momento de “escuchar”  con nuestras manos, de “sentir” con nuestro corazón, para descubrir donde la Vida quedó atrapada, enferma y poderla ayudar en su liberación. Para encontrarle el “sentido”  y recuperar la Salud y la Alegría.

Este es el objetivo de la Osteopatía Bioenergética Celular: liberar la energía de la Vida sintiendo  donde se quedó atrapada, reconociendo la emoción que provocó la retracción y armonizar con nuestras manos  las tres esencias cuerpo, alma y espíritu, no solo en los seres humanos, sino en TODO lo que ES.


  • ¿Qué has aprendido de tus hijos?

Mis hijos han sido, y son, luces en mi camino que me han permitido ver mi nobleza en sus ojos, mi malestar en sus enfermedades, mi libertad en sus sonrisas, mi responsabilidad en su autonomía y mi ligereza en sus decisiones.

Con ellos he podido comprender que “mis hijos no son mis hijos”,  son hijos de su propia ALMA , de la Vida, divinos,  con un camino propio que va más allá del mío y de mis deseos, que sólo me eligieron a mi para llevar a cabo su plan de Vida.

Gracias a ellos entendí que mi madre tampoco es mi madre, es mi Alma quien ha creado mi cuerpo para experimentar LA VIDA a través de él.

Integrar estos conceptos me ha liberado del peso de la responsabilidad sobre la “familia humana”. Poder respetar el camino divino de cada cual, reconociendo la vibración de la familia de Alma, que a menudo no tiene nada que ver con los lazos de sangre, sin culpabilidad, con respeto y con Amor hacia mi y hacia los demás.

  • <El secreto del corazón> es:

Tomar consciencia de que nuestro pericardio-corazón guarda la esencia de quienes somos, esta esencia es de un poder ilimitado ya que  es DIVINA, es decir DI-VITA.

En esta Flor de Vida original, en esta semilla que llevamos dentro se encuentra el CONOCIMIENTO que nos permite conectarnos a TODO lo que ha sido, lo que es y lo que será. Cada ser vivo lleva esta misma semilla con su información específica.

Ser conscientes quiere decir darnos cuenta que somos seres creadores, ilimitados, omniscientes, omnipotentes, divinos, inmortales.

Ser conscientes es darnos cuenta de quienes somos realmente, más allá de las apariencias de nuestro cuerpo físico.

En cuanto tomaremos consciencia de nuestro poder divino dejaremos de vivir en el triángulo infernal de la víctima, el verdugo y el salvador, viejos patrones que solo conllevan  miedo, enfermedad y muerte.

Hemos venido a este mundo a RE-AL-IZAR-NOS , es decir a izar de nuevo nuestra divinidad, nuestra realeza.

  • ¿Qué opinas de las medicinas tradicionales, ancestrales?

No las conozco como para poder opinar por experiencia propia.

  • Aprender a liberar el pericardio ¿sería una buena asignatura para la educación de los niños?

¡IMPRESCINDIBLE.! Los niños están perdidos porque no encuentran el sentido de la Vida, no entienden porque tienen que  estudiar, ni que sus padres trabajen tanto, no quieren  soportar la autoridad de personas que “no tienen ni idea” de lo que ellos perciben, no aguantan tener que estarse quietos durante horas en clase escuchando discursos sin sentido, etc..

Estos niños son diagnosticados de “trastornos de atención”, hiperactivos, rasgos esquizoides e incluso me vino a la consulta un niño de 4 años diagnosticado de psicótico..! Están medicados con Ritalin u otros fármacos para que puedan ser “adiestrados” sin perturbar el orden general de la clase.

Cada vez hay mas niños especiales, con una percepción y sensibilidad muy desarrolladas, y que busca otras respuestas que las convencionales por parte de sus padres o de sus maestros. La frustración  por no sentirse entendidos los lleva a la enfermedad y al encierre en si mismos, con dificultades en la comunicación y en la sociabilidad.

Los talleres que he dado a niños para sentir la Vida, han sido un bálsamo para mi y una alegría para ellos. Facilmente sienten vibrar la vida en los árboles, en los animales y en ellos mismos. Sienten con sus manos que dentro de todos se mueve la misma vibración, y entienden esta noción de Unidad y respeto, desde su sentir.


SINTIENDO  LA  VIDA  LE  ENCUENTRAN  EL SENTIDO.

Lo primero que estudié fue Magisterio, pero sólo haciendo las prácticas ya me desanimé y no quise seguir por este camino.

Ahora les puedo enseñar el sentido de la Vida y pueden entender lo que es la Vida y lo que es la muerte, sencillamente.

Algunas maestras que se formaron conmigo instauraron en su clase la liberación del pericardio. El cambio fue espectacular. Cada día los niños se ponían por parejas, uno ponía las manos en el pericardio del otro y se lo liberaban con silencio, respeto y Amor. Esta relación cambió la energía de la clase, porque más allá de las apariencias podían sentir las manos del otro en su corazón con su vibración preciosa.

  • ¿Qué mensaje transmitirías a las madres?

Que los escuchen con atención, los respeten y les hablen desde el corazón con la mayor claridad posible. Esto hará que sus hijos también las escuchen y las respeten.

Que ellas son la mejor medicina y el mejor médico para sus hijos.

Que no den su poder a nadie. Que no pongan la Vida de sus hijos en manos de otra persona por más profesional que sea, ya que nadie conoce, o tendría que conocer a su hijo, mejor que ellas mismas.

Que cualquier decisión que tomen con respecto a sus hijos sea desde el Amor y no desde el Miedo escuchando siempre esta vocecita del corazón que “sabe”. Sin miedo a equivocarse.

– Que en cualquier caso no sea peor el remedio que la enfermedad.

Que dejen a sus hijos decidir sobre su propio cuerpo, se quedarán sorprendidas de la sabiduría de estos seres, en apariencia pequeños pero cuya Alma es igual que la nuestra y menos perturbada.

  • ¿Qué transformaciones crees necesarias en el sistema de salud?

Para que sea realmente un sistema de salud, hay que entender lo que es la Salud.
Un sistema de Salud no puede estar basado en el Miedo, ya que el miedo provoca la enfermedad. Tiene que estar basado en la comprensión de las disfunciones que vivimos, en el acompañamiento, la confianza, el respeto, la libertad y la responsabilidad de cada cual frente a su propio proceso.
La ignorancia nos da tranquilidad porque nos quita la responsabilidad.

Aprender la medicina de otra manera, no solo  desde el punto de vista del tratamiento aplicable, sino desde la comprensión de los signos y síntomas como maneras de expresión de un malestar en nuestro cuerpo y en nuestra vida.

  • ¿Qué dirías a las Enfermeras?

Lo segundo que estudié fue enfermería.

En el hospital también me desanimé porque me di cuenta que nadie entendía nada. Pinchar, cortar, curar, calmar, rayos, pruebas, análisis, números , constantes, hacer lo que te mandan sin rechistar aunque te des cuenta que es todo lo contrario del sentido común más básico.

Yo solamente les diría que se preguntaran cada día antes de ir a  su trabajo :

– ¿A quién estoy sirviendo? ¿A quién estoy ayudando?

– ¿Al paciente? ¿Al médico? ¿A la industria  farmacéutica?

– ¿Bajo que criterios estoy administrando este tratamiento?

– ¿Qué responsabilidad tengo en la aplicación de un tratamiento que yo sé que es nocivo para esta persona?

– ¿Lo que cumplo en mi trabajo esta realmente al servicio de la Salud o de la enfermedad?

– ¿Por qué hago este trabajo, por Amor a mi o por Miedo?

Son las enfermeras las que están más cerca de los pacientes, aunque cada vez más están formadas tecnológicamente, para poder utilizar mejor las máquinas que el sentido común. Agobiadas de trabajo y de técnica, cada vez se alejan más de lo que es esencial : el ser humano y ellas mismas.

Son ellas las que pueden ayudar con su atención, su escucha, su mano, sus gestos mucho más importantes que tomar la temperatura o la tensión a tal y tal  hora.

Y sobretodo con sus palabras, una palabra bien dicha es una Bendición y una palabra mal dicha es una maldición. Palabras como : imposible, incurable, degenerativo, crónico, mortal, “le quedan tres meses de vida”, irreversible, …. Son “maldiciones” que pueden influir catastróficamente en el proceso curativo del paciente.

 

  • ¿En qué proyectos estás trabajando?

El gran proyecto es transmitir la buena nueva de nuestra divinidad, liberando pericardios y transmitiendo esta medicina maravillosa que nos permite despertar nuestra verdadera esencia y encontrarle el sentido a la Vida.

Viajando e impulsando la creación de centros FLOR DE VIDA que son espacios donde experimentamos la Vida desde el corazón y desde  la responsabilidad consciente de cada uno y de nuestros actos. Donde nos reconectamos con la Alegría y la ligereza de SER.

Espacios para RE-COR-DAR quienes somos.

Recordar quiere decir : reconectar con lo que da el corazón, es decir nuestra esencia divina.

  • ¿Qué nos recomendarías para mantener nuestro pericardio libre?

Leer los libros:

“Viva el pericardio libre”: para entender como funciona la Vida y la importancia del impacto emocional en nuestro Pericardio/corazón.

Y “El secreto del corazón”: Que más que un  libro es un manual de Vida, una novela agradable y sencilla para comprender LA VIDA..

Dentro del libro hay un DVD con música y animaciones originales. También hay una meditación guiada para aprender a liberarnos el pericardio y una charla con Ima Sanchís para recalcar las cuatro preguntas esenciales :

-¿Qué es la Vida?

– ¿Cómo funciona?

– ¿Quiénes somos?

– ¿Qué hemos venido a hacer a este mundo?

  • ¿Deseas compartir algo más con nosotros?

Que la consciencia no nos haga perder la alegria, ya que la búsqueda del GRIAL no es más que el re-encuentro de la ALE-GRIAL

Gracias por vuestra atención, os mando un “pericardiazo”; es decir, un rayo de mi esencia divina.

* * *

De tots els Colors-  Bringing Colour to Nursing Muchas gracias Montserrat por compartir con nosotros tu Alegría, tu Esencia. Tu mensaje llega directo al corazón, es un impulso que anima a la apertura y a la reconexión con nuestra propia Esencia y con la Vida.

Elena Lorente Guerrero